Deliplus es la marca de higiene y belleza de Mercadona y bajo su paraguas encontramos todo tipo de productos para el cuidado personal, desde cosméticos hasta toda una gama de cremas. Entre ellas, uno de los artículos más buscados: el bálsamo oriental o Tiger Balm. 

En las últimas semanas, se han disparado las ventas de este producto; pero muchas personas todavía no saben para qué sirve, a pesar de haberlo visto semana tras semana en los lineales del supermercado. Y esta es precisamente la clave: cuando los consumidores descubren qué es el bálsamo oriental del Mercadona, se lanzan sobre él cual tigres bengalíes. 

¿Qué es el bálsamo oriental o tiger balm?

El Tiger Balm o Bálsamo de Tigre es una pomada que se utiliza para calmar dolores musculares, de cabeza, toses, migrañas e incluso picores derivados del ataque de mosquitos y otros insectos. Su origen está en la antigua medicina china y existen dos tipos: el blanco (más suave y con efecto refrigerante) y el rojo (más intenso y con efecto calor).  

La composición del tiger balm contiene distintos aceites esenciales a partir de hierbas medicinales como el alcanfor, la menta, el mentol, el cajeput, el clavo o la canela. 

Bálsamo Oriental de Mercadona

El bálsamo oriental de Mercadona es el bálsamo del tigre o tiger balm de toda la vida, y aunque no se comercializa con el mismo nombre por una cuestión de derechos de autor, sus ingredientes y efectos son los mismos.

Este producto de Mercadona está indicado para “masajes en zonas localizadas”, ya que provoca un efecto calor que “favorece la relajación y el bienestar”. 

Aunque no es un producto excesivamente conocido hasta ahora, está empezando a popularizarse en España como un producto clave para combatir desde las lumbalgias o dolores de espalda hasta las picaduras de mosquitos. 

El tiger balm de Mercadona está siendo un éxito de ventas por su efectividad, pero sobre todo por su precio: 2,99€ el tarro de 30ml. 

Bálsamo Oriental de Mercadona

Cómo aplicar el Bálsamo Oriental de Mercadona

El bálsamo de tigre que se vende en Mercadona es, ante todo, una crema; y su forma de aplicar es sencilla: “aplicar el producto sobre la piel limpia y seca realizando un suave masaje circular hasta su completa absorción. Después de la aplicación se recomienda lavar las manos”, indica el fabricante. 

Es importante recordar que el tiger balm rojo (el que se comercializa en Mercadona con el nombre de bálsamo oriental) provoca un efecto calor “que puede variar en función de factores como el tipo de piel, la persona, el lugar de aplicación o el momento del día”. 

Por este motivo, desde Mercadona nos recuerdan que es importante probarlo en una pequeña zona del cuerpo antes de aplicarlo para testear cómo reacciona la piel. Si la reacción es de picor y enrojecimiento, hay que retirar el producto con un papel inmediatamente y nunca con agua.