20 de enero de 2014
20.01.2014
Centro de Investigación sobre Fitoterapia

Cuatro de cada diez españoles toman antibióticos sin receta para los catarros

El 80 por ciento se resfría al menos una vez al año y uno de cada diez lo hace entre 3 o 4 veces

20.01.2014 | 13:03
Cola en una farmacia.

Cuatro de cada diez españoles asegura tomar antibióticos sin receta para tratar los dolores de garganta y los catarros, a pesar de que están causados por virus y no por bacterias.

Esta es una de las conclusiones de un informe del Centro de Investigación sobre Fitoterapia (INFITO), realizado a partir de una encuesta entre cerca de 1.600 personas, que revela también que ocho de cada diez ciudadanos han sufrido molestias de garganta en el último año, pero es con la aparición de las infecciones respiratorias de esta época cuando se multiplican.

El doctor Primitivo Ortega, jefe del Servicio de ORL del Hospital de Móstoles (Madrid) y expresidente de la Sociedad Española de Otorrinolaringología (SEORL), ha explicado que el organismo está acostumbrado a unas temperaturas más suaves y en episodios de frío y humedad como éste se producen más infecciones, tanto catarrales como gripales.

Este especialista ha recordado que el 90 por ciento de los resfriados tienen origen vírico y que los antibióticos no combaten los virus.

El doctor Ortega ha advertido de que si se toma un antibiótico para un virus lo único que se consigue es que el organismo genere una resistencia a ellos y cuando sea necesario administrarlos para el tratamiento de procesos bacterianos no sirva de nada.

El estudio revela que el 80 por ciento de los encuestados se resfría al menos una vez al año y uno de cada diez lo hace entre 3 o 4 veces.

En el informe, en el que han participado especialistas de medicina familiar, otorrinolaringología, dietética y farmacología, se recomienda elevar las defensas para prevenir estas afecciones a través de una alimentación equilibrada y la práctica de ejercicio.

Los expertos aconsejan también la ingesta de preparados farmacéuticos de origen natural, como el própolis -sustancia elaborada por las abejas a partir de productos de origen vegetal para proteger sus colmenas de agentes externos- y la echinácea -planta medicinal con un mecanismo de acción inmunoestimulante, que potencia las defensas del organismo-.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook