Los agentes han propuesto para sanción a 67 personas por incumplimiento de las medidas sanitarias. En los accesos al inmueble se localizaron a dos supuestos porteros que realizaban funciones de seguridad y cobraban la entrada a la fiesta clandestina.