La Policía Nacional ha desmantelado un cultivo compuesto por 418 plantas de marihuana en una casa rural en Colmenar y ha detenido a cuatro personas --dos hombres y dos mujeres-- por su presunta implicación en los delitos de tráfico de drogas y defraudación del fluido eléctrico. La investigación se inició a partir de unas informaciones que apuntaban a la existencia de un cultivo en una vivienda del municipio de Colmenar. Las observaciones realizadas por los agentes permitieron localizar el inmueble, situado en mitad de una parcela de unos 6.000 metros cuadrados, que se hallaba vallada en todo su perímetro y custodiada por dos perros de gran envergadura.