Un hombre y su mujer han sido detenidos por presuntamente acosar y estafar a los padres del primero en Rincón de la Victoria, aunque la Guardia Civil también les atribuye los presuntos delitos de simulación de delitos, usurpación de estado civil, desórdenes públicos y vejaciones. Según ha informado este martes la Comandancia de Málaga, la investigación se inició en el año 2021 tras la denuncia presentada por una pareja septuagenaria que manifestó ser acosada por unos desconocidos a través de llamadas anónimas a distintos servicios de emergencias que alertaban de falsos episodios de violencia de género en su vivienda, tanto cuando vivían en Málaga capital como posteriormente en Rincón de la Victoria. Sin embargo, no han trascendido los motivos por los que los arrestados se comportaban así.

Los agentes de la Guardia Civil comprobaron que, desde marzo de 2020 hasta entonces, se produjeron al menos diez llamadas por esos falsos episodios. Las víctimas aseguraron que también recibían llamadas de carácter obsceno, ya que sus números de teléfono habían sido incluidos en distintas páginas de contactos, y que sufrieron las bajas de sus líneas móviles de forma fraudulenta así como la contratación de varias líneas telefónicas no deseadas e intentos de instalación de ADSL en su domicilio. "Durante el mes de noviembre del pasado año, se intentó llevar a cabo donaciones a distintos organismos e instituciones de altas cantidades de dinero, la mayor de ellas de 120.000 euros, las cuales nunca fueron realizadas por los denunciantes y pudieron ser detectadas y paralizadas para evitar un grave perjuicio económico a los afectados", ha explicado el instituto armado.

Como consecuencia de la investigación realizada y del análisis de la numerosa documentación obtenida, los guardias civiles determinaron que las llamadas estaban siendo realizadas por uno de los hijos del matrimonio denunciante y por su esposa, procediéndose a la detención de ambos y al registro de su vivienda donde fueron intervenidos cinco teléfonos móviles, una tablet, gran cantidad de tarjetas SIM y numerosa documentación incriminatoria. Los detenidos fueron puestos a disposición judicial que decretó su libertad con cargos e impuso medidas cautelares de alejamiento.