Tres personas han sido detenidas por la Policía Nacional por su presunta pertenencia a una organización dedicada a robar en viviendas de lujo de Estepona. Según fuentes policiales, los tres arrestados son vigilantes de seguridad de esta localidad, profesión de la que supuestamente se beneficiaban para planear y ejecutar unos robos a los que acudían armados con pistolas y objetos contundentes para amedrentar a las víctimas.

Las fuentes aseguran que el grupo no dudaba en emplear la violencia para conseguir sus objetivos. No obstante, la investigación les atribuye un asalto en la urbanización en la que trabajaba uno de los investigados y en el que propinaron una brutal paliza a su compañero de empresa que desempeñaba esa noche las labores de seguridad y que tuvo que ser hospitalizado como consecuencia de las lesiones que sufrió.

Las pesquisas culminaron la pasada navidad, cuando los investigadores tenían plenamente identificados a los tres sospechosos y los detuvieron. Las actuaciones han incluido registros en viviendas de los municipios de Marbella, Coín y Ojén. Los agentes intervinieron armas de fuego reales y simuladas, equipos de transmisiones y otros elementos utilizados en los asaltos.