El 28% de los españoles no tiene ni Bachillerato ni FP. Así lo advierte el último macro informe de la OCDE sobre ‘Panorama de la Educación: Indicadores de la OCDE 2022’. Un dato preocupante, ya que España tiene el porcentaje más alto de la Unión Europea.

La situación se agrava cuando se trata de las comunidades autónomas, ya que en Andalucía el 34% de los jóvenes no ha finalizado sus estudios de Bachiller ni Formación Profesional. La autonomía andaluza es la tercera comunidad autónoma con el porcentaje más alto, junto a Castilla- La Mancha que tiene el mismo dato. El estudio explica que la causa de estas «pésimas cifras» tienen su razón de ser en la época en la que nacieron estos jóvenes. Muchos de ellos lo hicieron entre 1987 y 1996, niños que crecieron en los años de la burbuja inmobiliaria, donde miles de jóvenes dejaban el instituto para trabajar en la construcción.

«Probablemente estos chicos no se criaron en una cultura donde se valorasen los estudios, algo que comenzó a cambiar con la crisis económica de 2009, donde los altos índices de paro tuvieron, al menos, el efecto compensador de retener a los alumnos más tiempo en las aulas», afirma el secretario de Estado de Educación, José Manuel Bar.

Según otro informe en materia de escolarización llevado a cabo por el INE este pasado trimestre, sólo 28% de andaluces cuenta con estudios superiores. Mientras que el 31% cuenta solo con la ESO y el 2,3% es analfabeto.

Donde más jóvenes poco cualificados hay es en las ciudades autónomas de Ceuta (38%) y Melilla (41%); seguidas de Extremadura (37%), Murcia (36%), Castilla-La Mancha (34%) y Andalucía (34%). Y donde menos es en Navarra (14%) y País Vasco (15%). También se han analizado datos partiendo del género, es decir hay más chicos que chicas sin estudios finalizados. El 33% de ellos no tiene Bachiller ni FP en comparación con el 22% de ellas. Esta brecha también se repite en la repetición de curso y de abandono temprano.

La brecha salarial sigue presente. El informe muestra que las mujeres con nivel de estudios superiores ganan el 81% del salario de los hombres con el mismo nivel educativo. En la comunidad andaluza hay más mujeres con estudios superiores finalizados que hombres. El 29% de estas frente al 26%. Pero, esto no frena esa desigualdad. En la última Encuesta de Estructura Salarial 2021 se sitúa la brecha salarial media española en 5.252 euros. En Andalucía, la diferencia salarial entre hombres y mujeres es de 5.136 euros anuales, debido a que el salario medio de ellas es de 19.391 euros, mientras que el de ellos es de 24.527 euros.

Ninis

En Andalucía, el número de jóvenes entre 18 y 24 años que no hacen ni una cosa ni la otra es, a día de hoy, de 81.852. Respecto al año 2019, hay un 25% menos de los llamados ‘ninis’. Dicha bajada es mayor que la del conjunto de España, dato que desciende al 18%.

A pesar de esto, un dato positivo es la escolarización infantil. Ya que España es uno de los países con las tasas más altas de escolarización infantil, sólo superado por Países Bajos (62%), Noruega (58%) y Suecia (48%).

A mayor nivel formativo más y mejor empleo

El informe también analiza la relación entre nivel de estudios y trabajo. Las tasas de empleo de los jóvenes aumentan a medida que aumenta su nivel de formación: el 78% de los jóvenes con estudios terciarios tiene empleo en España, 20 puntos porcentuales por encima de quienes tienen como titulación máxima la ESO (sólo un 59% de estos acceden a un empleo).

Además, a mayor nivel formativo, mayor retribución. La población española con estudios superiores gana un 41% más que los titulados de segunda etapa de secundaria. Estos a su vez ganan un 19% más que los que solo han completado la educación básica. Las mujeres con nivel de estudios superiores ganan el 81% del salario de los hombres con el mismo nivel educativo.