Sequía

Cerca de 200.000 malagueños sufren a diario cortes en el suministro de agua

Un total de 15 municipios donde reside el 11% de la población de Málaga sufre alguna restricción en el abastecimiento

Las previsiones señalan un nuevo frente lluvioso para la madrugada del jueves al viernes y otro para el 6 de diciembre

La Junta de Andalucía ha impuesto restricciones en la Axarquía, Costa del Sol o Valle del Guadalhorce para poder ahorrar el 20% de las reservas existentes.

La Junta de Andalucía ha impuesto restricciones en la Axarquía, Costa del Sol o Valle del Guadalhorce para poder ahorrar el 20% de las reservas existentes. / L. O.

Fran Extremera

Fran Extremera

Un total de 15 municipios de la provincia de Málaga, donde residen 185.000 ciudadanos, o lo que es lo mismo, justo el 11% de los que suma todo el territorio malagueño, padece algún corte diario en el suministro de agua. La mayoría de estas interrupciones se centran en la madrugada, si bien es cierto que hay localidades, no contabilizadas, que también han reducido la presión para intentar alcanzar recortes de hasta el 20% en sus ya escasas reservas.

De esta manera, uno de cada nueve ciudadanos registra en su domicilio cortes en el abastecimiento público universal. Y en esta situación, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha confirmado a este periódico la posibilidad de que a última hora de este jueves y las primeras horas del próximo viernes cruce la provincia un nuevo frente con precipitaciones que permitan aliviar la pertinaz sequía que mantiene los siete embalses malagueños, de media, por debajo del 18% de su capacidad.

El último de los grandes municipios que se ha unido a los cortes de agua es Rincón de la Victoria, que supera la barrera de los 50.000 habitantes. Por delante figura Vélez-Málaga, con alrededor de 84.000 ciudadanos contabilizados por el INE en su último padrón oficial, el de 2022. Torrox también sigue con interrupciones diarias, que afectan a sus 20.000 habitantes. Y el resto de ciudadanos afectados se localizan en Casares (7.000). Almogía (3.900), Casabermeja (3.800), Villanueva de la Concepción (3.300), Periana (3.200), Valle de Abdalajís (2.500), Almáchar (1.850), Benamargosa (1.500), Moclinejo (1.250), El Borge (900), Iznate (900) y Sedella (600).

La amplia mayoría de términos están sometidos a medidas públicas para cumplir en La Axarquía, Costa del Sol o Valle del Guadalhorce con las exigencias de la Junta de Andalucía, encaminadas a reducir el consumo en al menos un 20%. Marbella ha aprobado en última instancia, dentro de los municipios de más de 50.000 habitantes, medidas públicas para frenar el consumo. De momento descarta cortes, al igual que Málaga capital, pero la preocupación entre las autoridades de las dos urbes más pobladas de la provincia es máxima.

Aún faltan días para que lleguen las lluvias

El otoño, por el momento ha dejado pocas lluvias en Andalucía. / Agencias

El otoño no trae lluvias

Allá por el mes de septiembre, la propia Aemet anunciaba un otoño más húmedo de lo habitual, pero lo cierto es que esa previsión sólo se ha cumplido para Galicia. Así, en lo que va de año hidrológico en la provincia, apenas se han registrado unos 40 litros por metro cuadrado en el corazón de la comarca de la Axarquía, donde el principal embalse de la provincia, el de la Viñuela, se encuentra ahora al 7,6% de su capacidad. Y entre 26 y 33 litros por metro cuadrado se han recogido en el resto de pantanos para este mismo periodo. Son cantidades mínimas, que han dejado el conjunto de las presas con apenas 109 hectómetros cúbicos frente a los 207 que mantenían hace ahora 12 meses.

Las previsiones aún con distintos modelos y más difíciles de afinar deparan un segundo frente para el 6 de diciembre, justo en el arranque del puente de diciembre. No obstante, lo que sí parece cierto es que este jueves se cerrará con algo de inestabilidad noviembre, mes que repite el comportamiento del de 2022, sin apenas precipitaciones.

«De momento se confirma asimismo la probabilidad de lluvias como consecuencia de una nueva vaguada, que nos afectará a la provincia entre el jueves y el viernes», apuntan fuentes de Aemet en Málaga. Y asimismo se prevé una bajada de las temperaturas, de «varios grados», a partir de este mismo viernes y de cara al fin de semana. Ojalá que se cumpla este pronóstico, porque la situación es grave y en algunas áreas de la provincia apenas resta agua para un máximo de cuatro meses.