Medio Ambiente

Los malagueños reciclan 4.300 toneladas al año de aparatos eléctricos y electrónicos

Antequera cuenta con una de las dos plantas de reciclaje de este tipo que hay en Andalucía

26.10.2015 | 11:57

Los malagueños reciclaron el pasado año un total de 4.301,4 toneladas de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos, según datos facilitados por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía. Una cifra que refleja un aumento del 6,5 por ciento del reciclaje de estos aparatos en dos años, hasta alcanzar 2,7 kilogramos por habitante y año.

Málaga cuenta con la segunda planta de residuos eléctricos y electrónicos de Andalucía después de la de Aznalcóllar (Sevilla). Situada en Antequera, esta planta es considerada la única de la región que aplica la reutilización de pequeños aparatos.

En ella se recepcionan pilas, baterías, pantallas, televisores, CDs, DVDs, ordenadores, ratones, teclados, computadoras, móviles o electrodomésticos, en un proceso que se clasifica en dos grupos. Por un lado, se almacenan elementos que son enviados a plantas especializadas en tratamiento como monitores de tubo catódico, baterías, pilas y frigoríficos. Por otro, aquellos aparatos que se desmontan manualmente para su reutilización, como teclados o tarjetas gráficas, de las que se eliminan los datos.

La planta de Antequera, concretamente, recoge residuos eléctricos y electrónicos de varios puntos de Córdoba, Granada, Cádiz y Málaga, descontaminando en 2014 unas 350 toneladas de aparatos. El resto de residuos electrónicos recogidos en Málaga se reciclan en otras plantas de España.

«Se debería reciclar todo, pero la mayor parte del residuo no llega a las plantas de tratamiento o llega desvalijado con los perjuicios que ello ocasiona al medio ambiente, como pueden ser pilar manchadas», lamenta una de las socias de la planta, María Victoria Derqui Silva, quien insiste en que el porcentaje de reciclado de este tipo de aparatos en España es aún ínfimo frente a lo que se consume.

María Victoria Derqui resalta que esta planta trabaja sin la ayuda de subvenciones públicas y destaca la necesidad de controlar los puntos limpios, ya que «algunos están bajo la lluvia, sometidos al pillaje e incluso al desmontaje ilegal y la reventa».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine