No acabamos de terminar una declaración de la Renta cuando ya estamos pensando en la siguiente en la siguiente. Quien ya ha tenido que presentar sus cuentas ante Hacienda el pasado mes de abril, sabe que los asuntos fiscales no pueden descuidarse por mucho tiempo.

Ahora, tras los cambios aprobados por el Gobierno, también hay que tener en cuenta qué aspectos del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas se han modificado de un año para otro.

Uno de los cambios más importantes afecta a aquellas personas que han tenido dos pagadores diferentes durante un año fiscal: esto es que, o bien han cambiado de trabajo a mitad de año o bien han estado contratados por dos empresas distintas. Cuando se ha cobrado el subsidio por desempleo además de haber estado contratado por otra entidad o empresa, también cuenta como dos pagadores para la Administración.

Cambio en la declaración de la Renta

El tener dos pagadores o uno es importante a la hora de presentar la declaración de la Renta, ya que si tienes dos pagadores la cantidad de ingresos anuales a partir de la cual estás obligado a presentar tus cuentas baja considerablemente.

Hasta ahora, el límite de ingresos hasta el que las personas estaban exentas de presentar la Renta de las Personas Físicas era 14.000 euros. Pero, en 2023, con el incremento del Salario Mínimo Interprofesional a 15.120€, esta cantidad subirá hasta los 15.000 euros.