26 de julio de 2019
26.07.2019
La Opinión de Málaga
Crimen en Huelin

Un encapuchado mata al cuidador de un discapacitado tras entrar en su casa

Los investigadores barajan la hipótesis de que el asaltante, que también trabajó para el mismo paciente, entró en el piso con la intención de robar

26.07.2019 | 13:37
Edificio de Huelin donde un joven de 21 años mato presuntamente al cuidador de un discapacitado.

Los vecinos impidieron que el agresor huyera cerrando el portal

El cuidador de un discapacitado ha muerto esta madrugada en Huelin tras ser apuñalado en la vivienda del segundo por un hombre que fue detenido por la Policía Local de Málaga poco después de los hechos. Según han informado fuentes cercanas al caso, la víctima, de 28 años, y el presunto agresor, un hondureño de 21, sólo tendrían en común haber trabajado con el propietario de la vivienda, si bien la Policia Nacional investiga las circunstancias de los hechos que inicialmente apunta a un posible robo. 

Los hechos han tenido lugar sobre las 03:40 horas de la madrugada en un inmueble de la calle Carpio, donde una dotación de la Policía Local de Málaga que patrullaba por la zona fueron requeridos por varios vecinos porque un hombre armado y con el rostro cubierto por un pasamontañas y gafas de sol quería huir del edificio mientras otro pedía auxilio a través de la ventana de un piso de la tercera planta. Los propios requirentes impidieron al encapuchado salir del portal, encontrándose el mismo aún dentro del edificio, por lo que los policías locales solicitaron refuerzos de su propio cuerpo y de la Policía Local. 

Los agentes localizaron al presunto autor con la ropa manchada de sangre en la segunda planta del bloque, indicándole que se tirase al suelo para finalmente engrilletarlo. Según la versión policial, los dos policías municipales subieron a la tercera planta y encontraron en el rellano a la víctima, un varón que estaba tendido en el suelo y que había perdido gran cantidad de sangre, observando los agentes que presentaba puñaladas en el hombro, pecho y abdomen, por lo que solicitaron de urgencia una ambulancia.

Los agentes se percataron de que en la planta había una vivienda con la puerta abierta, por lo que uno de ellos procedió a entrar y coger ropas con las que taponar las heridas hasta la llegada de los servicios médicos. Dentro del inmueble, en su cama, se encontraba el propietario, un varón con minusvalía que aunque no había visto nada sí que escuchó gritos provenientes del salón, lugar donde dormía la víctima y en el que presuntamente se produjo la agresión. Instantes después se personó en el lugar una ambulancia del 061, cuyos servicios médicos no evitaron el  fallecimiento de la víctima.

Posteriormente, los agentes desplazados localizaron el cuchillo ensangrentado con el que presuntamente se llevó a cabo el apuñalamiento, el cual fue custodiado hasta la llegada de la Policía Científica de Policía Nacional, cuerpo que se ha hecho cargo de la posterior investigación.
 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook