El mejor

Dani Martín (7). Salvador. Si el Málaga sumó un punto fue, en gran medida, gracias a las paradas salvadoras del guardameta asturiano cuando el Valladolid más apretaba.

Alineación

Ismael Casas (4). Perdido. Fue poco a poco perdiendo fuerza y concentración. Se le nota la falta de minutos, sufrió mucho las llegadas de los atacantes del Valladolid.

Juande (6). Ordenado. Concentrado, cumplió a la perfección su función, contuvo todo lo que pudo las embestidas pero acabó sufriendo en los minutos finales.

Peybernes (6). Sólido. En su línea de solvencia. Bien posicionado, sólido, rápido para conseguir aportar su grano de arena en fase ofensiva.

Javi Jiménez (5). Trabajador. Un punto por debajo de su rendimiento habitual. No obstante fue capaz de solventar la mayoría de problemas que se le presentaron.  

Escassi (5). Pilar. Cuando está en el verde, el equipo lo nota de manera positiva. Trabajo determinante en defensa, la salida de balón y el ataque. 

Genaro (4). Gris. Algo nervioso, cometió errores, pero deja entrever que tiene margen de mejora. Todavía le falta compenetración con Escassi.

Jozabed (4). Intermitente. Los rivales sabían de su potencial y no le dejaron respirar. Sin espacios, su trabajo queda en segundo plano. Bien colocado a balón parado.

Paulino (5). Inteligente. El penalti llegó a raíz de una muy buena jugada suya, listo, pícaro. De más a menos, acabó el encuentro nervioso y abucheado por los locales. 

Kevin (4). Peleón. Con mayor o menor acierto, no deja de dar guerra en el terreno de juego. le faltó chispa en ataque, pero colaboró en defensa. 

Brandon (6). Premiado. Por fin llegó la recompensa a tantas jornadas buscando el gol. Va mejorando semana a semana, sigue en el camino por encontrar su mejor versión, 

Desde el banquillo

Roberto (6): Si no juega de inicio, es el mejor revulsivo. Estuvo a punto de marcar.

Antoñín (4): Lejos del buen nivel mostrado en su etapa anterior, no aportó nada destacable.

Ramón (SC): Sin minutos suficientes en el terreno de juego para valoración.