La Trinidad

Bailén, trastero del mercado

Vecinos y comerciantes padecen desde hace siete años la zona de carga y descarga del mercado de Bailén en la calle Bailén

28.06.2013 | 01:54
La zona de carga y descarga de calle Bailén, frente al mercado.
La zona de carga y descarga de calle Bailén, frente al mercado.

Reclaman que se baldee a fondo con mucha más frecuencia para que la suciedad no afecte a las casas y negocios

«Aquí sólo se baldea cuando va a salir el Cautivo o cuando viene el alcalde a inaugurar algo», lamenta Juan de Dios Mendoza, comerciante de la calle Bailén, con una herboristería, quien calcula en unos seis años el tiempo que ha estado la calle sin una limpieza a fondo. Su punto de vista es el que comparten los vecinos y comerciantes consultados por La Opinión, que no se explican cómo, contando la calle Bailén con una zona de carga y descarga del mercado de Bailén que está enfrente, la limpieza a fondo de la calle sea casi un acontecimiento.

«Imagínese, hace siete años que pusieron la carga y descarga y en ningún momento ha venido una dotación, exceptuando el 10 de noviembre del año pasado, que encima llovía a mares», comenta Juan Antonio Navarro, que tiene un bar que, muchas veces, debe mantener con las ventanas cerradas por el intenso olor a pescado. «Llevamos siete años aguantando la carga y descarga de pescado, con lo que conlleva de bichos y olores. No gano para desinfectación y desratización. Mucha exigencia de sanidad pero por la parte que les corresponde a ellos, ni mijita», critica.

Por su parte Carmen Rodríguez, vecina de la calle, cuenta que invitó hace poco a dos amigas de Sevilla, que se llevaron muy mala impresión. «Se fueron el domingo y me dijeron que qué asquerosidad de calle. Eso en Sevilla no se ve, allí barren y la máquina va echando agua».

Para Francisco Yuste, que tiene una tienda de informática a pocos metros del mercado y la carga y descarga, «constantemente vienen, abren, te meten el pescado y esto es el trastero de ellos, una prolongación del negocio que tienen dentro». Francisco señala una mancha blanca en la calzada, pegada a la acera, que es el pan nuestro de cada día: «Es el agua del pescado, que le echarán sal», apunta.

Pero vecinos y comerciantes no sólo tienen que aguantar la falta de limpieza crónica en la zona de carga y descarga, sino también la aparición, cada día, de un grupo de ocho o nueve contenedores del mercado que salen de un cuartillo en la calle Natalia, y que tras ser descargados son limpiados con una manguera muy corta que no consigue retirar la porquería del todo y que, de hecho, manda el arroyo de suciedad calle Bailén abajo.

Detrás de los contenedores está el dormitorio de Mariví Gil, que vive en la casa de al lado y debe convivir con malos olores, así como con los charcos de pescado y de restos de carne. «Sacan los contenedores del mercado a las 3 de la tarde y eso empieza a chorrear y el olor se queda hasta el día siguiente. El otro día tuve que comprar lejía porque el olor era horroroso», cuenta, al tiempo que añade que, «si hace falta, yo limpio con detergente y manguera». Además, destaca que tiene que luchar contra cucarachas y mosquitos y no abrir la ventana que da a la caseta de los contenedores.

Manuel Gil, padre de Mariví, no entiende «por qué hay que sacar los contenedores a la calle» y critica la suciedad que baja por calle Bailén tras esta presunta limpieza.

Natalia Ríos, que tiene una panadería frente al mercado, cree que los contenedores, «por la bulla que tienen, no los limpian en condiciones» y compara esta situación con la del mercado central: «Allí tienen sus contenedores bajo tierra, pasas por allí y no parece que haya un mercado». Carmen, otra vecina, llama la atención sobre «lo bien que funciona la limpieza dentro del mercado» y la desatención de fuera y pide al Ayuntamiento que adopte una solución definitiva y no un baldeo aislado para contentar unos días a los sufridos vecinos de la calle Bailén.

La gala

Premios Málaga 2017 de La Opinión

Prensa Ibérica entrega cinco premios al Club Balonmano Femenino Málaga Costa del Sol; a la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI); al presidente de La Canasta; a Turismo Andaluz; y a Lamari.

 
 

Edición Local


Los operarios están dando los últimos toques al supermercado.
Mercadona abre hoy el nuevo supermercado de Carranque

Mercadona abre hoy el nuevo supermercado de Carranque

El nuevo establecimiento, de 1.696 metros cuadrados de superficie de venta, está construido donde...

El 12% de los partos que atiende el Hospital Materno son prematuros

El 12% de los partos que atiende el Hospital Materno son prematuros

Este año han sido 469 los niños nacidos antes de acabar el periodo de gestación

Málaga colidera con su tirón inmobiliario las ventas en España por nivel de población

Málaga colidera con su tirón inmobiliario las ventas en España por nivel de población

La provincia, sólo superada ligeramente por Alicante, registra 17,80 ventas por cada mil...

Siete meses de espera en los juicios por violencia machista

Siete meses de espera en los juicios por violencia machista

La sobrecarga sigue haciendo mella en los juzgados de lo Penal números 12 y 13, dedicados a la...


Juan Vega, el escultor lleno de luz que estrena taller en Lagunillas

Juan Vega, el escultor lleno de luz que estrena taller en Lagunillas

El escultor e imaginero malagueñoestrena nuevo taller en la calle Poeta Concha Méndez, 1

Invierten 9.000 euros en crear 244 plazas para bicicletas en edificios

Invierten 9.000 euros en crear 244 plazas para bicicletas en edificios

El Área de Movilidad de Málaga ha creado, durante 2017, 33 nuevas reservas para...

Piden llevar la iluminación navideña a los barrios y a otras calles del Centro

Piden llevar la iluminación navideña a los barrios y a otras calles del Centro

Málaga para la Gente critica que Fernán González, paralela a San Juan, o la plaza de Camas casi no...

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine