Defensa

"El Leganés no es una final, no necesitamos presión negativa"

El zaguero francés Paul Baysse, con un español más que aseado con solo tres meses en España, apela a la unidad de todo el malaguismo para salir del pozo

09.10.2017 | 08:53
Paul Baysse, central del Málaga CF, posa para La Opinión en el Ciudad de Málaga.

¿Cómo ha surgido ese vínculo tan fuerte con Borja Bastón?

  • Llegamos más o menos al mismo tiempo, íbamos juntos al entrenamiento y me ha ayudado mucho para hablar y soltarme con el español. Creo que su experiencia en Inglaterra le ha hecho ver lo que necesita alguien que llega nuevo y de fuera. Él sabe lo que se siente cuando llegas nuevo. Es un buen tipo, en muy poco tiempo se ha convertido en un gran amigo».

Asegura que no se arrepiente de la decisión de elegir al Málaga pese a manejar otras ofertas - Reconoce que el inicio liguero del Málaga CF ha sido «muy malo», pero al mismo tiempo asegura que Míchel está capacitado para lidiar con la situación, «tal y como hizo la pasada temporada»

Paul Baysse (Talence, Francia, 18/05/1988), defensa central del Málaga CF, apela a la unidad de todo el malaguismo para tratar de salir del pozo de la tabla clasificatoria en los próximos partidos. El galo, uno de los fichajes de este verano, solo tiene en mente la palabra «trabajo» para mejorar las pobres prestaciones que el conjunto malaguista ha mostrado en este arranque liguero.

Baysse, en su primera experiencia fuera del fútbol francés, asegura que no se arrepiente lo más mínimo de haber elegido al Málaga entre todas las ofertas que tuvo este verano. No considera que el próximo partido sea una «final» para el Málaga, aunque reconoce que el equipo va a sufrir para lograr los objetivos.

Dos semanas de parón por selecciones, un punto en el casillero, ¿cómo afronta este periodo sin competición?
Estamos trabajando mucho porque no estamos en una buena situación, estamos en una dinámica bastante negativa. Solo tenemos una palabra en mente: Trabajo. Trabajamos duro y juntos y así seguro que vamos a ir hacia arriba.

Cuando fichó por el Málaga en verano, ¿se imagino el escenario de empezar tan mal e ir a estas alturas en la última posición?
El fútbol es complicado. Hay muchas cosas diferentes y no podemos saber lo que va a pasar en el futuro, sino todo sería muy fácil. Cuando firmé lo hice para vivir una experiencia y lo que estamos viviendo ahora en el equipo, con este inicio liguero, también es una experiencia de la que aprender. Hemos empezado solo con un punto en la Liga, pero vamos a subir y a mejorar, sin duda.

¿Cómo se explica que este Málaga sea el más goleado en su historia a estas alturas de competición?
Creo que hemos cometido muchos errores, algunas faltas de concentración. Creo que también pagamos demasiado caros los errores. Un error, un gol, ha sido así desde que comenzó la Liga. Durante los partidos se nos ven cosas muy buenas, jugamos bien. Pero un partido son 90 y el descuento y nosotros perdemos los partidos en 10 minutos malos. Un error y un gol. Necesitamos trabajar juntos, trabajar la defensa y sobre todo la cabeza. Tenemos que creer en nosotros, tener confianza. Tenemos un equipo con muchas cualidades, hay muy buenos jugadores, hay un gran club. Por la afición tenemos que mejorar y ganar. Jugamos al fútbol para disfrutar y ganar.

Visto lo visto, ¿se arrepiente de haber fichado por el Málaga?
No, para nada. Ha sido una decisión muy buena para mí. Quería venir al Málaga. No hemos empezado bien la temporada, de acuerdo; pero yo prefiero empezar así, con solo un punto y con mucha capacidad de mejora, que con muchos puntos y después caer como le pasa a muchos equipos. Solo con el trabajo se ven soluciones.

¿Le molestó las críticas que hubo hacia usted en el momento de las negociaciones?
No, para nada. En mi cabeza, en la de mi mujer, en la de mi representante y en la de Arnau sabíamos cuál era la realidad de todo. Para mí era una decisión importante, era mi primera experiencia fuera de Francia y no podía tomarla a la ligera. Tengo una familia, muchas cosas... Más de 10 años en Francia, tenía tiempo para verlo todo y para comprobar que no era una mala decisión, tal y como así ha sido.

Después de tanto tiempo en Francia salta al fútbol español, ¿muy diferente?
El fútbol es muy diferente. Aquí en España hay más intensidad, más ritmo. En Francia el fútbol es más táctico, más defensivo, se espera más atrás. Aquí todos los equipos quieren jugar al fútbol iniciando desde atrás y cuando defienden lo hacen presionando desde arriba. La Liga Española no es que sea mejor, pero sí es bastante diferente.

¿Por qué se desenvuelve tan bien en español?
Cuando era joven, en el colegio, estudié tres años de español. Además vivo a dos horas de la frontera con España, en Burdeos. En el colegio podíamos elegir o español o alemán, elegí español y estudié tres años. Quiero mejorarlo y sé que cuando quiero una cosa lo puedo conseguir. Además, los jugadores, el cuerpo técnico, toda la gente en el club y en Málaga me están ayudando mucho para hablar. Mi español no es perfecto pero la gente me entiende bien, aunque vamos a trabajar más para mejorar.

¿Qué sintió cuando marcó el gol contra el Athletic?
En ese partido pude ver a la gente, a la afición volcada con nosotros, fue increíble. Los necesitamos porque estamos en una situación difícil y necesitamos estar juntos todos: el equipo, el club, la afición, los periodistas... todos. Cuando marqué fue un sentimiento muy agradable porque fue mi primer gol en España. Pero sobre todo porque fue el gol del 2-3 y creo que sirvió para que todo el mundo creyera que podíamos remontar. Cuando marqué me dije: «podemos marcar más». No pude celebrar mucho mi gol pero luego sí el empate. Fue un punto importante, aunque uno siempre prefiere marcar para ganar.

¿Cómo es su vida en Málaga?
Estamos muy bien, muy felices. Mira esto (señala el sol). El tiempo, la calidad de vida... aquí es increíble. Málaga lo tiene todo para disfrutar. Para jugar al fútbol es perfecta y para vivir con la familia, también. Tenemos el Liceo Francés para los niños, mi mujer también puede hacer lo que quiere. El único problema que hay es que necesitamos ganar.

¿Ve a Míchel capacitado para sacar al Málaga del hoyo?
Claro. Lo ha demostrado. El año pasado vino aquí para salvar y mejorar al equipo y lo consiguió. Míchel tiene toda la capacidad para hacerlo junto con su cuerpo técnico. Como he dicho antes, necesitamos ir todos a una: cuerpo técnico, jugadores, empleados del club, afición, periodistas... todos los que queremos al Málaga.

¿Cree que el Málaga tiene una final contra el Leganés?
No es una final. Necesitamos los tres puntos, pero no necesitamos presión negativa. Necesitamos concentración y confianza. En este tipo de situaciones lo importante es estar juntos y trabajar. Cuando juguemos contra el Leganés tenemos que mostrar esa confianza y ese trabajo.

¿Cree que el Málaga va a sufrir esta temporada o se va a salvar pronto?
Creo que vamos a sufrir para conseguir una temporada tranquila. Estamos trabajando, necesitamos ganar y sabemos que va a ser una temporada difícil. Ya pasó la temporada pasada. Hemos empezado muy mal pero hay muchas cosas que hemos hecho bien y si jugamos como en los últimos partidos estoy seguro que las victorias van a llegar.

Míchel y Arnau han destacado públicamente su profesionalidad desde el primer día y que ya es uno de los jugadores más valorados en el vestuario y tiene madera de líder...
Es bonito escuchar que la gente del club piensa eso de mí. Pero no es nada forzado, no es un personaje. Tiene que ver con mi educación y mi manera de vivir. Tengo experiencias muy diferentes en mi carrera. He jugado en Segunda, en Primera, he jugado por Europa, por no descender, he tenido lesiones.

El último precedente de un jugador francés en Málaga es el de Toulalan, que se convirtió en un mito. ¿Habló con él antes de venir aquí, conoce su historia en Málaga?
Sí, en la Champions. Conocí un poco el Málaga en esa época. Hablé con su representante antes de venir y me dijo que Toulalan tuvo una gran experiencia aquí para él y su familia y el fútbol, espectacular. Ahora es una época diferente, pero podemos hacer mucho más que ahora. No podemos compararnos con esa época, pero tenemos que empezar a disfrutar como lo hacían ellos.

Ha entablado una gran amistad con Borja Bastón, ¿cómo surgió?
Poco a poco nos hemos ido conociendo. Llegamos más o menos al mismo tiempo, íbamos juntos al entrenamiento y me ha ayudado mucho para hablar y soltarme con el español. Creo que su experiencia en Inglaterra le ha hecho ver lo que necesita alguien que llega nuevo y de fuera. Él sabe lo que se siente cuando llegas nuevo. Es un buen tipo, en muy poco tiempo se ha convertido en un gran amigo. Estamos todo el tiempo juntos, compartimos habitación, es un gran tipo.

¿Y cómo está él con su sequía goleadora?
Borja solo necesita un gol para que vengan muchos detrás. Tiene ocasiones, pero necesita confianza, el primer gol será el primero de muchos. Fíjate lo que le pasó contra el Atlético, que el portero le adivina el tiro e hizo un paradón. Falta poco para que cambie de dinámica.

Ha tenido de compañero a Balotelli, uno de los jugadores más excéntricos de la historia, ¿cómo es él en las distancias cortas?
Es un jugador increíble. Todos habéis visto de lo que es capaz. También es un tío increíble. En el vestuario siempre está con la sonrisa, disfrutando y haciendo bromas. Pero es un jugador atípico, sabes que puede chutar de dónde quiere y marcar. Está loco, pero en el buen sentido de la palabra. Es un buen tío. Creo que en Niza ha encontrado el equilibrio en su vida que necesitaba, entre disfrutar la vida y marcar muchos goles.

Ya vimos con Ibrahimovic y aquí con otros delanteros que tiene usted mucho carácter, no se arruga.
Por supuesto. El fútbol es un juego de duelos. Yo soy defensa, no me gusta perder. No quiero perder de ninguna de las maneras.

¿Qué le parece lo que ha pagado el PSG por Neymar?
Es mucho dinero. Antes de Neymar ya tenían un equipazo, pero ahora con Neymar, Mbappe... creo que pueden hacer muchas cosas en la Champions. Es el mejor club de Francia con diferencia, con mucho dinero y encima juegan muy bien. Van a por la Champions, es su objetivo. La Liga Francesa la han ganado ya muchas veces, las copas también. Les falta la Champions.

Viendo lo que ha sucedido en España con Piqué, ¿En Francia se entendería que un jugador que no se siente francés vaya con la selección?
Es complicado. No es mi problema, cada uno tiene su opinión sobre esto. No me preocupo por su situación. En Francia es un honor ir con la selección, es mi país, he jugado por mi país y es un orgullo enorme.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine