Inversiones

El Caminito del Rey se impone como revulsivo económico para la provincia

La Diputación recibe la mayor aportación de fondos FEDER en la historia de la provincia

05.10.2016 | 13:58
Elías Bendodo con los alcaldes de los municipios beneficiados por los fondos europeos.

Los cinco proyectos

  • Antequera: Nuevo itinerario turístico
    El Ayuntamiento trabajará en el desarrollo de un itinerario turístico que incluya la visita del Caminito del Rey, del Torcal y Los Dólmenes. Con pernoctación incluida en Antequera.
  • Álora: Mejorar El Chorro y los arrabales
    En Álora, las principales mejoras se llevarán a cabo en El Chorro. Esto servirá para mejorar la acogida y los servicios básicos de los visitantes que lleguen al municipio para hacer el Caminito del Rey.
  • Valle de Abdalajís: Obras en la plaza San Lorenzo
    El dinero de Bruselas servirá para reformar la plaza de San Lorenzo y también se harán importantes mejoras en el santuario íbero. Está pendiente la redacción de otros proyectos de mejora.
  • Ardales: Iluminación en la Cueva de Ardales
    El municipio seguirá trabajando en la oferta turística y patrimonial, así como en la accesibilidad a la cueva de Ardales. Esto incluye la instalación de un novedoso sistema de iluminación.
  • Caminito: Obras de la segunda fase
    Aquí se incluyen unas 16 actuaciones comunes a los cuatro municipios, como la mejora del transporte urbano e interurbano, la promoción de los recursos turísticos y el impulso de iniciativas turísticas.

Servirá, entre otras iniciativas, para mejoras en El Chorro o la creación de un itinerario turístico en Antequera que conecte el desfiladero con Los Dólmenes.

­El Caminito del Rey ha sido muchas cosas a lo largo de su vida. Vestigio faraónico de la capacidad del hombre antiguo, desfiladero peligroso reconvertido en trampa mortal y, ahora, principal imán turístico. También fue motivo de discordia hasta que las instituciones políticas involucradas en su reforma apostaron por dejar de lado sus habituales diferencias para que la Diputación pudiera llevar a la realidad un proyecto que se estaba marchitando en algún cajón. Los distintos ayuntamientos involucrados, de distinto color político, decidieron levantar el veto y, tras la finalización de las reformas y su apertura al público, se llegó a acuñar la expresión de «espíritu del Caminito del Rey». Ahora, gracias a este mismo caminito, la Unión Europea ha decidido otorgarle a la Diputación unos 10 millones de euros procedentes de los fondos Feder para financiar actuaciones de mejora en los municipios de Antequera, Álora, Ardales y Valle del Abdalajís. Unos 10 millones que, sumados a los 2,5 millones que pone la propia institución provincial, suponen un total de 12,5 millones de euros para actuaciones como la mejora de los transportes, la promoción de los recursos turísticos o la construcción del centro de recepción de visitantes.

No fue entonces casualidad que en la rueda de prensa convocada para el desglose de los proyectos, el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, estuviera acompañado por el resto de alcaldes implicados. En concreto, por Manuel Barón, de Antequera; José Sánchez, de Álora; Víctor Castillo, de Valle del Abdalajís y la alcaldesa de Ardales, María del Mar González, que ratificaron que esta inversión ayudará decididamente a impulsar el desarrollo de la zona.

Habló Bendodo de la «onda expansiva del Caminito del Rey» para ilustrar la rentabilidad de una inversión inicial que ahora ha servido para traer a la provincia el mayor desembolso de fondos procedentes de la Unión Europea que se conoce y de la necesidad de que las diferentes instituciones sigan arrimando el hombro y que dejen de lado las zancadillas políticas. «Sumar entre todos es más fácil para conseguir las cosas. El que sigue encerrado en el tacticismo no avanza y está condenado al fracaso», explicó en un deseo que también quiso trasladar al actual panorama político a nivel nacional. Sobre la dificultad de acceder al dinero europeo, el máximo responsable de la institución provincial destacó que la de Málaga ha sido la única de todas las andaluzas en verse agasajada con el dinero de Bruselas lo que, según Bendodo, demostraría que «en la Diputación de Málaga se formulan muy buenos proyectos europeos».

Plazo de ejecución hasta 2020. Esta es la fecha que impone la Unión Europea para que todos los proyectos financiados con el dinero europeo estén ejecutados. Por ello, los alcaldes aseguraron estar ya planificando las actuaciones, de las que ilustraron ayer las principales obras que se financiarán con el dinero europeo. Barón concretó que se hará un itinerario turístico para unir la Antequera histórica y patrimonial con el Caminito del Rey, el Torcal y Los Dólmenes, además de mejorar el transporte urbano e interurbano. En el caso de Álora, su alcalde explicó que el dinero de Bruselas servirá para el desarrollo de actuaciones centradas en infraestructuras de la barriada de El Chorro y para el arreglo de los arrabales del castillo.

Por su parte, el alcalde de Valle de Abdalajís, Víctor Castillo, señaló que se remodelará la plaza de San Lorenzo y se realizarán trabajos de mejora en el santuario. En cuanto a Ardales, González aseguró que se mejorará la accesibilidad a la cueva de Ardales con la instalación de un sistema de iluminación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine