El Ayuntamiento de Torremolinos ha limpiado ya los cauces de los arroyos, las salidas al mar y la mitad de las alcantarillas, antes de que lleguen las lluvias para prevenir inundaciones.

"Anticipación y eficacia. Es fundamental despejar las vías de evacuación y los puntos de salida del agua, para que cuando llegue la esperada lluvia, no provoque inundaciones", ha manifestado la alcaldesa de Torremolinos, Margarita del Cid.

Los trabajos de limpieza de arroyos se han realizado a lo largo del mes de agosto, con la retirada de maleza y el desbroce de arroyo Gazpacho (tramo entre el paseo marítimo y Playamar), el arroyo Saltillo (desde la salida a la playa hasta calle Mairena en todos los tramos soterrados), el arroyo Cueva dela Higuera (desde la desembocadura de la zona próxima al colegio Albaida, donde se ha procedido a dar apertura suficiente para no dificultar la salida en caso de lluvia), el arroyo Pan Triste (entre Calle Tirreno y la ronde de Pan Triste) y el arroyo Ceuta (entre Calle Carlos Cano y Augusto Algueró). Todas estas tareas se han realizado en aquellas partes del arroyo donde no existe soterramiento.

Asimismo se han efectuado trabajos para ensanchar todas las desembocaduras de los arroyos de manera suficiente con el fin de evitar daños en caso de lluvia, además del desbroce y la retirada de cañas y residuos vertidos de los cauces, residuos que se han llevado a la planta gestora ubicada en Torremolinos para su valoración.

Se ha trabajado sobre el trazado completo de los principales arroyos de la ciudad, "que se encontraban llenos de maleza y de obstáculos, de tal forma que, en caso de inundaciones, se hubieran convertido en auténticos tapones", ha comentado Del Cid.

Por otra parte, la empresa Aguas de Torremolinos trabaja con un calendario exhaustivo de limpieza de los imbornales de las alcantarillas, para que una vez finalizado, las principales arquetas y desagües del municipio se encuentren despejados para evitar inundaciones.

En este sentido, hasta el mes de agosto, se han limpiado 2.621 imbornales de los 5.260 imbornales que hay en el término municipal de Torremolinos, distribuidos a lo largo de los 175 kilómetros y que conforman las redes de aguas pluviales, residuales y unitarias del municipio.