06 de noviembre de 2017
06.11.2017
Laboral

Los trabajadores de Ericsson protesta por el nuevo ERE, que afecta en Málaga a 17 trabajadores

La plantilla, que ha convocado huelga para este martes, está formada por 189 personas, casi todas ingenieros

06.11.2017 | 13:30
La protesta de los trabajadadores de Ericsson realizada este martes.

Los trabajadores de Ericsson en Málaga están realizando este martes una huelga de 24 horas en rechazo al ERE presentado por la dirección de la multinacional sueca en España que supondrá el despido de 369 trabajadores en todo el país de entre una plantlla de 3.200 personas. En el caso del centro de trabajo de Málaga, situado en el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA), el expediente afecta a 17 trabajadores de una plantilla local de 189 personas formada casi en su totalidad por ingenieros. La plantilla de Ericsson en Málaga ha secundado también una concentración a las puertas del centro de trabajo para denunciar su situación.

El delegado sindical de CCOO en Ericsson en Málaga y miembro del comité de empresa, Fernando Rosado, ha explicado a este periódico que los representantes de los trabajadores vienen negociando el ERE con la directiva desde hace unas semanas, con el objetivo de minimizar en todo lo posible la cifra de despidos. El plazo de negociación acaba este viernes.

Rosado ha recordado que Ericsson ya presentó y aplicó en 2016 un ERE en España, que en el caso de Málaga supuso finalmente la salida de 42 trabajadores. Un año depués, la empresa vuelve a recurrir a un expediente de regulación de empleo. "Las razones que nos han dado vienen a ser las mismas del pasado año, se justifican en causas económicas, organizativas y estructurales", ha comentado.

Ericsson anunció a finales del pasado mes de septiembre el inicio de un proceso de despido colectivo de 450 trabajadores (aunque en las negociaciones la cifra ha bajado a 369) que afectará a la mayoría de áreas de la empresa en el país, que tiene como objetivo reducir costes e incrementar la eficiencia de sus operaciones. Ericsson explica que "a la luz de las perspectivas del mercado global y la complejidad del mercado local", tiene que acelerar las acciones orientadas a mantener la empresa en una posición "rentable y competitiva".

El recorte de 450 empleados anunciado es el tercero que anuncia la compañía en tres años, ya que en 2015 se llevó a cabo un ERE que se saldó con 130 bajas, mientras que a finales de 2016 tuvo lugar el despido colectivo de 281 empleados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp