Kiosco La Opinión de Málaga

La Opinión de Málaga

Polémica

Málaga da marcha atrás a la limitación de las casas de apuesta tras una última advertencia de la Junta

El Ayuntamiento había aprobado una modificación del PGOU para impedir la ubicación de estos salones a menos de 500 metros de zonas vulnerables, muy por encima de los 150 metros fijados por la Administración regional

Las casas de apuestas disparan el número de adictos al juego.

El Ayuntamiento de Málaga da marcha atrás en la limitación de las casas de apuestas a menos de 500 metros de parques, colegios y edificios con uso deportivo o de servicios sociales después de recibir una “seria” advertencia de la Junta de Andalucía durante la Semana Santa.

El consistorio malagueño había encontrado en el PGOU una fórmula para ampliar el radio de restricción de estos salones recreativos que multiplicaba el límite fijado por el Gobierno andaluz, hasta 150 metros. En concreto se trataba de una modificación del artículo 6.4.3 del Plan General de la capital que regula la compatibilidad y la situación en la que se desarrollan las actividades recreativas. 

El cambio en la redacción se aprobó el pasado marzo en Junta de Gobierno Local e incluso a priori de esta modificación, el Ayuntamiento mantenía en suspenso la concesión de licencias urbanística para la instalación de este tipo de negocios, todo ello pese una primera advertencia de la Junta de Andalucía de que estaban invadiendo competencias autonómicas, ya que es la Administración regional la que tiene la potestad para regular este tipo de actividad.

No obstante, durante la Semana Santa el Ayuntamiento de Málaga ha recibido una última advertencia de la Consejería de Hacienda en la que advierte al ente municipal de que lo llevará a los tribunales si no paraliza su propia regulación de las casas de apuestas en la capital. 

“Hemos recibido un escrito de la junta avisándonos de que el camino por el que íbamos inexorablemente conduciría a un contencioso-administrativo porque ya se ha pronunciado así ante una medida parecida pero menos ambiciosa del ayuntamiento de Cádiz donde también intentaron hacer una modificación pormenorizada de su plan general para alejar las casas de apuestas”, ha explicado el concejal de Urbanismo, Raúl López. 

El edil hace referencia a la suspensión cautelar dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en cuanto a la modificación del PGOU del Ayuntamiento de Cádiz para limitar las casas de apuestas argumentando un perjuicio económico para los interesados. El consistorio gaditano ya ha recurrido.

“A raíz de eso y siendo conocedor de que vamos a perder me parece temerario continuar con un expediente a sabiendas y con la advertencia seria por parte de la comunidad autónoma de que van a llevarnos a los tribunales”, continúa Raúl López, que además teme que de continuar con la modificación del Plan General el sector de las casas de apuestas pongan una reclamación patrimonial al consistorio y este tenga que indemnizarlos. “Visto los expedientes que se van tramitando nos vemos obligados a ver qué ocurre con los recursos que se han planteado con esta sentencia y ya veremos. De momento no podemos continuar”.

En este sentido, el concejal de Urbanismo sostiene que aunque la vía de la modificación del PGOU para limitar estos negocios está cerrada por ahora, el Ayuntamiento de Málaga seguirá explorando otras opciones para limitar la expansión de los recreativos en la ciudad. 

“Haremos todo lo posible, lo que esté en nuestra mano para intentar conseguir que la lacra de la ludopatía esté lo más alejada de la ciudad. Sin duda por aquí no podemos seguir avanzando, veremos si por otros caminos sí podríamos”, asegura López.

Compartir el artículo

stats