Al menos tres personas han muerto y seis han resultado heridas, una de ellas en estado grave, en una explosión de gas que ha provocado el derrumbe de parte de un edificio de seis plantas en la calle Toledo, en el centro de Madrid, en torno a las tres de la tarde, según ha informado la Delegación del Gobierno.

Emergencias ha confirmado que uno de los fallecidos es una mujer de 85 años, y el otro es un hombre del que no ha ofrecido por el momento más datos. Mientras, un joven de 26 años ha resultado herido moderado-grave con fractura tobillo y trauma lumbar y ha sido evacuado al hospital de La Paz, en tanto que un hombre de 53 años ha sufrido un traumatismo craneoencefálico leve y ha sido evacuado al hospital Ramón y Cajal. Se teme también que aumente el número de fallecidos debido a la magnitud de la explosión.

El gas, posible causa

Una explosión de gas se perfila como la causa del derrumbe del edificio, según han señalado tanto el alcalde la capital, José Luis Martínez Almeida, que se encuentra en la zona, como la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, y el delegado de Gobierno en Madrid, José Manuel Franco.

Además, Almeida ha informado de que el interior del edificio está ardiendo pero "no es prudente intervenir" porque si se apaga el fuego podría producirse un embalsamiento de gas que podría afectar a su estabilidad y estructura.

En el edificio anexo hay un geriátrico, la residencia Los Nogales La Paloma, pero no ha afectado a ninguno de los 58 usuarios que viven allí. Así se lo ha indicado el presidente del grupo residencial a la Consejería de Políticas Sociales. Los bomberos y servicios de emergencias han ayudado en la evacuación de los ancianos del lugar a bares de la zona como medida preventiva.

La Policía ha pedido a los vecinos de la zona que se retiren de las inmediaciones porque podrían producirse más explosiones.

31

Una fuerte explosión destruye tres plantas de un edificio del centro de Madrid

La explosión, en las viviendas de los sacerdotes

El edificio de la calle de Toledo número 98 afectado pertenece a la parroquia de La Virgen de la Paloma y la explosión se ha producido en los salones y la vivienda de los sacerdotes.

"Pedimos que recéis por que no haya víctimas. Son los salones y la vivienda de los sacerdotes de la parroquia. Los sacerdotes están atendidos por Samur y fuera de peligro", subraya la parroquia en Twitter.

Además, advierten de que "hay una persona laica" que se encontraba en una de las plantas del edificio y a la cual "no se localiza".

El arzobispado ha concretado que el edificio es anejo al templo y en él se ubican dos pisos de los sacerdotes, varios locales parroquiales y de Cáritas, y precisan que "ha quedado destrozado". "Dos de los sacerdotes están bien y uno ha sido trasladado al hospital", añaden.

Evacúan sin heridos el colegio La Salle

Por otro lado, los alumnos del colegio La Salle la Paloma han sido evacuados del centro por la explosión, sin que ninguno de los niños haya sufrido daños.

Según han informado fuentes de la Consejería de Educación de de Madrid, el edificio del colegio concertado, ubicado en la calle de La Paloma número 21, ha sufrido desperfectos en varias aulas.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, que se ha desplazado al lugar de los hechos, ha afirmado que ningún niño ha sufrido heridas. Según han relatado testigos de la explosión, los niños estaban dentro del colegio cuando ha ocurrido y ha estallado al menos una ventana del centro.