Porque hoy es sábado

Pasado un tiempo...

31.10.2015 | 05:00

Hasta cuatro cruceros han estado atracados (de atraque no de atraco) en Málaga. Son tan grandes esos barcos, ciudades que flotan, que Málaga parecía más pequeña. Aunque también Málaga parece flotar sobre la bahía, como soportada por el mar debajo. Mi padre (encargado de obra de aquella empresa llamada Agromán, después absorbida por Ferrovial) se quejaba siempre de que el mar complicaba mucho las excavaciones cuando estaban construyendo un edificio en el centro de Málaga. No paraban de achicar agua y de rescatar trocitos de Historia del barro marino.

John Wayne
En calle La Bolsa, junto a la escultura de la paloma quiromántica basada en un dibujo del añorado Rafael Pérez Estrada (esa ave que tiene una mano por ala o esa mano que tiene el vuelo como destino), mi padre no dejó de luchar contra las filtraciones para cimentar el edificio que fue Banco Coca, Banesto y hoy Unicaja. Encontró vasijas y lámparas de aceite romanas que iba entregando a arqueología municipal después de enseñárselas a sus hijos como quien sostiene un tesoro oculto, la Historia en sus manos. En el interior de uno de los pilares como triángulos rectángulos del edificio que entonces eran modernos dejó mi padre, antes de que fraguara el cemento, su boquilla anti nicotina. En aquellos días intentaba dejar de fumar, y lo consiguió. Quizá pensó que, pasado un tiempo, cientos de años después, alguien encontraría en las ruinas del inmueble su doméstico trocito de historia. Dentro del pilar izquierdo de entrada al edificio está aquel pequeño utensilio de mi padre, aquel John Wayne de barrio.

Bosque de fotos
Con la sencillez de los humildes mis padres nos inculcaron la necesidad de la Historia para no tener los pies en el aire. Mi madre poco antes de morir nos fue dejando a mi hermano y a mí un pequeño bosque de viejas fotos, un bosque de papel impresionable que nos impresionó. La mujer, con su letra de escasa escolarización, fue escribiendo detrás de algunas de esas fotos pistas para datarlas, incluso la orden de entregar alguna al destinatario adecuado para que la foto no se pierda en esa cadena de custodia histórica que mi madre tenía interiorizada. Para que el recuerdo de quien quedó congelado en el instante en que se hizo la fotografía no muera como su protagonista. Hay una muerte física pero la definitiva es el olvido. Supongo que sensibilizado por mis propias circunstancias personales me ha escandalizado tanto la denuncia de Pérez Reverte sobre que siga sin enseñarse la Guerra Civil a los chavales. Su último libro es La Guerra Civil contada a los jóvenes.

Libro de texto
Parece increíble que para no repetir los graves errores que se cometieron hasta acabar a tiro limpio, derramando en ocasiones la misma sangre, no se advierta sobre ellos de manera responsable, adulta y sin tribalismos partidistas o viscerales a las generaciones que han de defender la convivencia democrática. También en eso el manoseado sistema educativo español demuestra sus debilidades (que serán más si se arrincona la Filosofía y su propuesta de pensar sobre el pensamiento a lo largo de la Historia en los planes de estudio). Me ha impactado oírle decir a Arturo que se le ocurrió contar la Guerra Civil a los chicos cuando leyó en un libro de texto para niños exactamente esto: «Antonio Machado fue un poeta y académico. Pasado un tiempo, se fue a Francia donde murió». Pasado un tiempo€

Noticias de Halloween
Con este magma y la tendencia consolidada de mirar para otro lado ante los conflictos, fundamentalmente para conseguir los votos necesarios para perpetuarse, se comprende mejor lo peor del secesionismo catalán. Veremos si los políticos se enfrentarán con responsabilidad de Estado en periodo preelectoral a esa irresponsable fractura. La situación me da más miedo que mi niño maquillado de zombi ayer en la fiesta del colegio por Halloween. La muerte se inmiscuye en la vida estos días de difuntos. También en las Noticias. Los cuerpos de los tres militares del helicóptero hundido. La muerte de la pobre Asunta Basterra, según el veredicto del Jurado asesinada por sus padres. La de esas criaturas que salieron de Alhucemas y se ahogaron aquí mismo, en el malagueño mar de Alborán, cuando se rompió el suelo de la precaria embarcación en la que intentaban llegar a la costa soñada, casi cuarenta personas desaparecidas, también bebés, cuesta imaginar su miedo. Y mientras miro la foto de mi niño con los amiguitos disfrazados, Halloween€.

Luces electorales
El libro de Pérez Reverte se presentará la semana que viene. El mismo día que comienza la campaña electoral, el 4 de diciembre, se presentará en el cine Albéniz el libro sobre la vida de la entrañable Joan Hunt, la fundadora de Cudeca, una de las justas reconocidas por los Premios La Opinión 2015 el miércoles pasado. Y adiós octubre€ Porque hoy es Sábado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine