En corto

Gracias, buenos amigos

08.11.2015 | 05:00

El goce intenso de cualquier arte no es posible sin un conjunto de premisas para captarlo: un adiestramiento de la percepción (educación de la sensibilidad), un conocimiento al menos elemental de su técnica, y, a ser posible, del contexto histórico y cultural en el que se produce. Alguna familiaridad con la trayectoria del artista también ayuda. No hace falta ir demasiado lejos en todo esto, pues abundante erudición puede llevar a que la interpretación sobre la obra ocupe el sitio de la sensibilidad estética, pero desde luego sin cierto cultivo no brota el hecho cultural. En el 50 aniversario de la creación de Radio Clásica, emisora de Radio Nacional, hay que agradecer sobre todo a quienes durante ese medio siglo la han ido creando cada día que hayan sabido acompañar la programación musical con el cultivo de los oyentes, en un equilibrio sabio y exquisito. Es una gratitud muy personal.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine