En canal

La cuñadez simétrica

19.12.2016 | 05:00

Ten cuidado de a quién llamas cuñado. Porque si él es tu cuñado, tú eres el cuñado de él. No ocurría lo mismo antes, cuando la pariente maldita era la suegra. Con los parentescos asimétricos uno puede acusar sin quedar atrapado en la acusación, pero los parentescos simétricos te enredan con los mismos atributos de aquél al que calificas. Time ha nombrado a Trump Persona del Año 2016, y 625 ranas ha decidido nombrar cuñado Palabra del Año 2016. Un extraño virus se ha esparcido por el planeta y todo el mundo ha empezado a llamar cuñado a todo el mundo. De mal rollo, no como hacía el Risitas en el programa de Jesús Quintero, dándole al término un uso más digno que el actual. Podemos llama cuñados a Ciudadanos sin darse cuenta de que si Ciudadanos son los cuñados de Podemos, Podemos son los cuñados de Ciudadanos. Bertín Osborne, Jorge Cremades, los que azuzaron el ridículo boicot contra Fernando Trueba, han dejado de ser rancios y mentecatos para pasar a ser únicamente cuñados. Rufián llama cuñado a Pérez-Reverte sin aclarar si el escritor es la pareja de su hermano o el hermano de su pareja. Y ayer, cenando con un cuñado mío, se me ocurrió defender El hormiguero y mi cuñado se echó las manos a la cabeza acusando a Pablo Motos de cuñado mientras me mostraba centenares, miles, centenares de miles de tuits cuyos autores coincidían en considerar al pelirrojo como su cuñado. Lo dijo el grandísimo Javier Cuervo: el hombre es un cuñado para el hombre. El cuñado ha dejado de ser un pariente para convertirse en una forma de ser cuya principal característica es que nadie se la atribuye a sí mismo, por más que tal autoatribución es inherente a su definición. Jamás una descalificación supuso una arrogancia tan grande por parte del que descalifica. Si nunca me pareció que el calificativo familiar suponía una virtud para El hormiguero, tampoco ahora me parece que el calificativo cuñado suponga un defecto. Y si alguno de mis lectores piensa que esta columna me convierte en un cuñado, por favor, póngase en contacto conmigo por la vía que estime oportuna. Me gusta conocer a mis cuñados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Opinión

GUILLERMO BUSUTIL*

El huevo de la serpiente

En el nombre del padre se conversa la vida, no se la fratricida. Tampoco un inocente muerto, en...

 
 

JOAQUÍN RÁBAGO

Respuesta al terrorismo

Condena general, como no podía ser menos, del brutal atentado de Barcelona. Y a la vez,...

 
 

JUAN JOSÉ MILLÁS

Una forma de piedad

El silencio llegó a la playa a través de los ruidosos móviles. De súbito, había más gente de la...

 
 

MATÍAS VALLÉS

Barcelona entra en la ´nueva normalidad´

Los expertos en el terror hablan del new normal, la pauta de...

 
 

FERNANDO SCHWARTZ

El horror

La naturaleza de la mezquindad humana nunca defrauda. Estamos rodeados de maldad y...

 
 

EDUARDO JORDÁ

Lo que haremos las buenas personas

Pondremos una vez más Imagine en esa versión tan bonita...

 
 
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine