Justicia

´El Solitario´, condenado a 47 años por dos asesinatos

30.07.2008 | 00:47
Detención. Imagen de archivo de ´El Solitario´, en el momento de su arresto el pasado año. Detención. Imagen de archivo de ´El Solitario´, en el momento de su arresto el pasado año.

Según la sentencia de la Audiencia de Navarra, el ataque se perpetró con alevosía, ya que Giménez Arbe actuó de forma sorpresiva sin dar opción a los dos agentes

La sección tercera de la Audiencia Provincial de Navarra ha condenado a Jaime Giménez Arbe, ´El Solitario´, a 47 años de cárcel por el asesinato el 9 de junio de 2004, en la localidad navarra de Castejón, de los guardias civiles Juan Antonio Palmero Benítez y José Antonio Vidal Fernández.
´El Solitario´, que fue detenido en Portugal el 23 de julio de 2007, es condenado en concreto a veinte años de prisión por cada uno de los asesinatos y a siete años de cárcel por el delito de tenencia de armas de guerra.
También se le condena al pago de dos indemnizaciones de 95.000 euros a los padres de los agentes y de 48.000 euros para la novia de Juan Antonio Palmero, con la que tenía previsto casarse en breve, así como de 24.285 euros al Estado por los daños que sufrió el coche patrulla.
La condena. La sentencia, hecha pública ayer, considera probado que el 9 de junio de 2004, sobre las 18.00 horas, los agentes Palmero y Vidal, de 29 y 31 años, respectivamente, pertenecientes al destacamento de Calahorra (La Rioja), observaron una irregularidad en la conducción de un todoterreno pequeño, marca Suzuki, en el enlace de la N-113 (Los Abetos-Madrid) con la N-232 (Logroño-Zaragoza).
Los agentes emprendieron entonces una persecución del todoterreno en su coche patrulla, utilizando la señalización acústica y luminosa, y al llegar al cruce de Castejón se situaron en paralelo con el vehículo que perseguían, cuyo conductor era Giménez Arbe.
En ese momento, indica la sentencia, "de manera inesperada, absolutamente sorpresiva y sin que los agentes de la autoridad dispusieran de la menos posibilidad de defensa", Giménez Arbe disparó a los guardias civiles desde su vehículo 21 proyectiles de un subfusil ´M3´ de fabricación americana.
También se considera que el ataque se perpetró con alevosía, ya que Giménez Arbe actuó "casi esperando a la patrulla" y de forma sorpresiva, sin dar opción de defensa a los agentes. La sentencia señala que las pruebas son "indiciarias", aunque pueden "quebrar" el principio de presunción de inocencia de ´El Solitario´.

Enlaces recomendados: Premios Cine