Redes Sociales

Si no sabes, no retuitées

Voluntarios digitales vigilan Internet para impedir que se expandan bulos, avisos erróneos y emergencias falsas

20.10.2013 | 19:52
Twitter también tiene sus peligros.
Twitter también tiene sus peligros.

Difundir en Twitter datos sobre una emergencia sin contrastar, aunque sea con buena intención, puede provocar otro suceso, motivo por el que un equipo de voluntarios digitales vigila la red para frenar los bulos y aconseja: "si no estás seguro de que una información es veraz, no retuitées".

Los Equipos de Voluntarios Digitales en Emergencias, conocidos como "VOST" por sus siglas en inglés (Virtual Operation Support Team) nacieron en Estados Unidos en 2010 ante el auge de las redes sociales, con el objetivo de evitar informaciones erróneas que pudieran provocar otra emergencia, incluso mayor que la original.

VOST Spain se creó en 2012 y desde entonces ha parado bulos y ha difundido masivamente informaciones veraces en numerosos sucesos, como el accidente de tren de Santiago de Compostela del pasado 24 de julio, según ha explicado en una entrevista con Efe el portavoz de VOST Madrid, Diego Herrera.

Y es que un mensaje con aparente buena intención como difundir un número de teléfono porque supuestamente se necesitan motosierras para atajar un incendio, o pedir camiones cisterna para otro, puede colapsar una centralita o generar un atasco en las carreteras de acceso a la zona del fuego, con el consiguiente peligro.

"En redes sociales no debes fiarte de todo lo que leas. Tienes que tener claro cuáles son las fuentes oficiales, fidedignas. Si no estás seguro de que una información es veraz, no retuitées, porque puedes causar otra emergencia", resume Diego Herrera.

Herrera explica que los voluntarios digitales en emergencias, de manera totalmente altruista y en su tiempo libre, hacen protección civil en las redes sociales, colaborando con los organismos e instituciones oficiales mediante el uso de etiquetas o 'hastags' referidas a las emergencias que surgen.

No obstante, "todo el mundo puede hacer protección civil", por ejemplo utilizando la etiqueta #stopbulos cuando se detecta una mentira, para que los equipos VOST lo vean y contacten con la administración correspondiente.

Ante la pregunta de si se miente mucho en las redes sociales, Herrera opina que depende sobre todo del número de personas a las que afecta la emergencia, ya que "no es lo mismo un incendio en una zona despoblada que en un sitio en el que amenaza a urbanizaciones y hay desalojos, ya que la gente solo por miedo va a emitir bulos".

En el caso del accidente de tren de Santiago, que ocurrió justo cuando VOST cumplía un año, los voluntarios comenzaron a trabajar en cuanto el suceso saltó a las redes sociales, afanándose en tuitear y retuitear únicamente información "comprobada y veraz".

No entraron "en el baile inicial de cifras" de heridos y fallecidos, sino que esperaron datos oficiales, y se centraron en difundir información útil como si se necesitaba sangre o no, dónde, y cuáles eran los teléfonos de atención a los familiares de las víctimas. También consiguieron que no se difundieran "imágenes cruentas".

Uno de los últimos bulos que han parado estos voluntarios, porque podría causar una estampida o similar, ha sido la supuesta colocación de varias bombas en el Metro de Madrid hace unos días, que se difundió tanto por Twitter como por WhatsApp después de que el pasado día 10 se desalojase la sede central por un sobre con polvos sospechosos.

Actualmente en España hay un equipo de VOST a nivel nacional y siete regionales que funcionan a pleno rendimiento, mientras que en el resto de comunidades están formándose.

Precisamente en noviembre se llevará a cabo un proceso de formación para las personas interesadas en este voluntariado, que tienen que saber utilizar las redes sociales y ser personal de algún servicio de emergencia.

Enlaces recomendados: Premios Cine