Un total de 159 empresas de Benalmádena se beneficiarán de la segunda convocatoria del plan R-Abre impulsada por el equipo de gobierno municipal para ofrecer ayudas directas a micropymes y autónomos afectados por la crisis económica provocada por la pandemia.

El alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, ha explicado que desde el inicio de la pandemia se comprometieron a destinar ayudas a las 4.938 empresas afincadas en la localidad para apoyar la actividad de micropymes, autónomos y la planta hotelera con sendas convocatorias a las que se han destinado en total 2,4 millones de euros, lo que supone el 2,5% de un presupuesto anual.

Navas ha aclarado que las ayudas se han destinado a aquellas empresas que se vieron obligadas al cierre por el decreto del primer estado de alarma que dio lugar al confinamiento durante los primeros meses de pandemia.

En la primera convocatoria fueron 347 las empresas beneficiadas, y en esta segunda convocatoria han sido 159, las que obtendrán ayudas entre 3.000 y 7.500 euros, ha añadido el alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, quien ha añadido que "junto a Mijas, somos los ayuntamientos que han concedido las ayudas a empresas más cuantiosas de toda la provincia de Málaga durante esta pandemia".

El pasado 30 de diciembre se produjo la resolución para emitir el listado de beneficiarios de las subvenciones de la segunda convocatoria de R-Abre Benalmádena.

El concejal de Comercio, Javier Marín, ha explicado que en esta segunda convocatoria se han recibido 252 solicitudes, de las cuales 159 han cumplido todos los requisitos.

El importe mínimo al que tendrán acceso estas empresas será de 1.500 euros. "Esta segunda convocatoria tendrá un montante total de 537.000 euros, que se distribuirán ahora en un primer pago en estas primeras semanas de 2022 y, al año siguiente siempre que continúen con la actividad empresarial y sigan cumpliendo con los requisitos, recibirán un segundo pago también con un importe mínimo de 1.500 euros", ha matizado Marín.

Además, por cada trabajador que siga contratado tendrán un aporte adicional de 500 euros, también repartido en dos pagos, uno en 2022 y otro en 2023.

El regidor benalmadense ha añadido que "estas ayudas se suman al gran paquete de inversiones que este Ayuntamiento va a poner en marcha a lo largo de 2022, en el que destinaremos cerca de 30 millones de euros a obras de de infraestructuras y otras iniciativas que contribuyan a la generación de empleo y riqueza".

"Ya en 2021 realizamos una gran apuesta por la expansión del gasto público, y los recientes datos de empleo avalan lo adecuado de la medida, porque Benalmádena obtuvo sus mejores datos de empleo desde 2006", ha valorado, resaltando también "el esfuerzo realizado desde el Gobierno".