27 de agosto de 2010
27.08.2010
Pintura

El MUPAM repasará la etapa de formación y madurez de Simonet

Se expondrán 25 obras procedentes del Consistorio, el Ministerio de Asuntos Exteriores y la familia Simonet Castro

27.08.2010 | 07:00
Imagen de ´La decapitación de San Pablo´, pieza adquirida por el Área de Cultura del Ayuntamiento de Málaga.

Fue en el año 1964 cuando la Real Academia de Bellas Artes de San Telmo homenajeó la prolífica y rica trayectoria artística del pintor valenciano Enrique Simonet Lombardo (Valencia, 1866-Madrid, 1927), en una exposición que albergó entonces el Palacio de Buenavista, antigua sede del Museo de Bellas Artes de Málaga. A finales de octubre, el Museo del Patrimonio Municipal (MUPAM) iniciará la nueva temporada cultural con una muestra que repasará la etapa de formación y madurez del autor del emblemático cuadro Anatomía del corazón.
La exposición estará compuesta por un total de 25 piezas, dos de ellas procedentes de la colección del Ayuntamiento (La decapitación de San Pablo, recientemente adquirida por el Consistorio y uno de los primeros bocetos realizados por Simonet para el cuadro del mismo título, que realizó durante su pensionado en Roma y que se encuentra en la Capilla de la Virgen de los Reyes de la Catedral de Málaga, y el óleo sobre lienzo La napolitana, que actualmente luce en Alcaldía).
Enrique Simonet Lombardo (1866-1927). Formación y madurez, que estará comisariada por la historiadora del arte y directora del MUPAM, Teresa Sauret, se nutrirá además de obras procedentes del Ministerio de Asuntos Exteriores y de la colección particular de la familia Simonet Castro, de la que se espera en la inauguración la presencia de Carmen, hija del pintor que acaba de cumplir el siglo en este mes de agosto. Igualmente, estas piezas viajarán a Málaga desde ciudades diversas, como Perú, Inglaterra, Irlanda, Madrid, Guadalajara y Alicante.
Otras de las piezas angulares de este merecido homenaje a Simonet, considerado uno de los autores más representativos de la Escuela Malagueña del siglo XIX, es un boceto propiedad del Ministerio de Asuntos Exteriores, de su monumental óleo sobre lienzo Flevit super illam; obra por la que recibió numerosas medallas, entre ellas fue primera medalla en la Exposición Internacional de Madrid de 1892, en Chicago en 1893, en Barcelona en 1896 y en París en 1900. El cuadro está ahora en depósito en el Museo de Málaga.
Dentro del periodo de formación están también los viajes por Tierra Santa, de los que se exhibirán diversos óleos y acuarelas de Nazaret, Belén, Jerusalén, del Huerto de Getsemaní y escenas típicas, junto a retratos de personajes femeninos italianos, fruto de su estancia en Sicilia y Nápoles, y piezas realizadas durante su primera etapa en Málaga (1882-1885).
Una selección de paisajes integrarán las piezas sobre el periodo de madurez del pintor. Estos cuadros fueron realizados en los años que el artista ejerció como director de la Residencia de El Paular, dependiente de la Escuela de Bellas Artes de San Fernando de Madrid, entre 1921-1922.
Por otro lado, la renovación de la sala tercera del MUPAM, dedicada a artistas malagueños contemporáneos, es otra de las iniciativas de la pinacoteca para esta temporada. La cerámica de Picasso, la Peña Montmatre, el Grupo Picasso y el surrealismo y realismo mágico acapararán la nueva reestructuración, con piezas de Díaz Oliva, Béjar, Paco Hernández, Luis Molledo, Alberca y esculturas de Francisco Jurado y Pablo Alonso Herráiz, entre otros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

NOVELA La editorial Impedimenta comienza a publicar la que se considera la obra maestra del escritor rumano. La primera parte de su Cegador sienta las bases de una crónica que se advierte descomunal
 

El Marcapáginas
Reseña de Guillermo Busutil de 'La espalda de la violinista', de Teresa Gómez


ADEMÁS: Khaled Hosseini, súplica a la mar | Sherlock y toda su inmortalidad | El país donde florecen el limonero y el amor | Manuel Gutiérrez Aragón: cuarteto de bravas mujeres