18 de marzo de 2018
18.03.2018
Dúo musical

Hazte Lapón: "Los directos son para nosotros un martirio, pero lo hacemos por amor"

Lolo y Saray son dos malagueños que desde hace unos años están pegando fuerte dentro de la música indie como Hazte Lapón

18.03.2018 | 12:18
Saray y Lolo, Hazte Lapón.

Hazte Lapón está de estreno. Este año sale a la venta su tercer y último disco, 'Tú siempre ganas'. Un proyecto con 22 canciones, un libro, un juego y sorpresas. El primer adelanto llegó hace unos días con el estreno del primer single, 'La vida adulta' Charlamos con Lolo sobre este nuevo trabajo.

Sacáis a la venta vuestro tercer disco, 'Tú siempre ganas'. ¿Qué va a encontrar vuestro público en este trabajo?
Bueno, esto hay que aclararlo, porque la era digital es bastante confusa, y nosotros hemos decidido aceptar el reto que supone. Tú siempre ganas es un disco doble que, como tal, no saldrá a la venta hasta final de año. Pero no sólo es un disco, sino que se ampliará, en una edición especial, con un libro y un juego. Por otro lado, a lo largo del año, el disco aparecerá en digital dividido en dos partes, una esta primavera y la otra en otoño, con una sorpresa en verano.
Digamos que, en cierto modo, es un antiformato, donde lo digital y el formato físico se despegan, se desordenan y se retuercen, al servicio de lo que queremos contar. Lo que va a encontrar el público son veintidós canciones que tocan casi todos los palos que nos interesan y que hablan de nuestras cosas.

'La vida adulta' es lo primero que hemos podido escuchar de este nuevo álbum.¿Caéis en el tópico de que es vuestro disco más maduro?
Caemos en el tópico, para presentarlo en todo su absurdo; es decir, en la canción no queda muy claro si la madurez es una bendición o una pesadilla, si es algo deseado o impuesto, y nos interesa esta ambigüedad. Se trata por tanto de apropiarse del tópico y subvertirlo, justo cuando la tendencia es más bien la contraria: todo el mundo quiere subirse al carro de lo juvenil. La madurez se puede evitar eternamente, es cierto, pero la vida adulta a veces se impone por sí sola y hace absurdas estas piruetas rejuvenecedoras.



¿Cómo ha sido la evolución de Hazte Lapón?
Bueno, ha habido una evolución sonora, supongo; hacemos las cosas mejor, componemos con más soltura, elegimos mejor las frases y, en general, las canciones suenan mejor, pero yo creo que hay cuestiones que atraviesan toda la obra y siguen allí desde el principio, y es el hecho de hacer pop desde la no-ficción, documentar con humor y un cierto tono poético las tribulaciones de la vida normal y tratar de hacer, de alguna manera, un obra en torno al amor, aunque no siempre lo parezca.

Según dicen el indie está de moda...
No lo creo. Más bien está demodé. Pero sigue habiendo, como en cualquier otro estilo, cosas de interés.

Málaga ha sido catalogada como la capital del indie, ¿cuál es vuestra opinión al respecto?
Que no puedo estar más en desacuerdo. Los bares indies han cerrado todos, la oferta de conciertos está centrada en unos pocos promotores y sus particulares predilecciones, y nosotros no hemos tenido especial fortuna, la verdad. El anterior disco no lo presentamos en la ciudad porque no hubo ningún ofrecimiento mínimamente serio, lo que no deja de ser curioso, porque Saray y yo nacimos aquí y venimos con asiduidad. Obviamente, hay cosas interesantes en Málaga y colectivos muy activos, sobre todo en el plano del garage y el hardcore, que aunque son estilos cercanos al indie no son exactamente lo mismo. Quiero evitar parecer nostálgico, pero hace unos años el Village Green estaba hasta arriba todos los fines de semana y en el Cervantes programaban a Animal Collective, Belle & Sebastian, Arab Strap, Violent Femmes, Echo & The Bunnymen, el Avant Music..., y en la diputación podías ver a Chucho, Nosoträsh o Astrud. No vivo en Málaga a día de hoy, aunque es probable que no tarde mucho en volver, pero mis amigos no hablan de la oferta musical de la ciudad con mucho entusiasmo, cuando, visto lo visto, existe un público potencial para esta música, siempre que no se le convoque de higos a peras...

Hazte Lapón también ha sonado y mucho fuera del estudio de grabación, ¿qué supone para vosotros tocar en directo?
Un martirio. Y como buen martirio, se sufre, pero se hace por amor.

Críticas sociales, políticas y angustia generacional. ¿Siguen las canciones de vuestro tercer disco en ese camino de rebelión?
Diría que este disco es más íntimo, aunque la palabra no me guste demasiado. He dirigido mi mirada hacia los sucesos de mi vida, y en especial, hacia la paternidad, más que hacia el exterior, del que tampoco sabría en este momento extraer una gran inspiración. Pero bueno, tampoco es un disco autobiográfico, siempre trata de cazar algo con lo que cualquiera pueda sentirse identificado o conmovido, y por la grietas, se cuela siempre un humor malicioso.

¿Cómo se consigue compaginar la vida musical y la de pareja sin tirarse los trastos a la cabeza?
Con dificultad. Tú siempre ganas, aunque sea una frase tomada de la sintonía de Doraemon, está dirigida a Saray, y habla precisamente de eso: entre el grupo y Saray, la elijo a ella.

¿Y porqué llega la despedida?
Porque la vida adulta vino en nuestro rescate. Y porque las cosas importantes tienen que tener principio y fin.

Pero en otoño nos volvemos a ver, ¿no?
Hazte Lapón golpean dos veces.



Más de Hazte Lapón:

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

ENSAYO Península publica 'Por compasión', conmovedora radiografía del sistema judicial y penitenciario norteamericano, de este abogado promotor de la Iniciativa por la Igualdad por Justicia
 

El Marcapáginas
Reseña de Guillermo Busutil de 'Fantasmas de la ciudad', de Aitor Romero Ortega 


ADEMÁS: Amy Liptrot: las islas como salvación | Viaje en pareja al corazón de los suecos | Resistir para vivir: la guerra lejos del frente Díaz Cortez: Un descenso a la realidad