12 de junio de 2018
12.06.2018
Innovación

Todos los semáforos malagueños cuentan ya con tecnología LED

El consumo anual se reduce, lo que ha supuesto un ahorro de 449.382 euros, informa el Ayuntamiento

12.06.2018 | 12:24
La concejala de Movilidad, Elvira Maeso, y la directora de Movilidad, Isabel Gámez.

Todos los semáforos de Málaga cuentan ya con tecnología LED, lo que supone un ahorro anual de 449.382 euros. Este ahorro es debido al menor consumo de energía eléctrica que registran las instalaciones semafóricas, que se sitúa en 1.010.273,28 kwh al año. Si todos los semáforos de la ciudad tuviesen lámparas incandescentes el consumo ascendería a 5.874.543,60 kwh.

Se han invertido 2.796.751 euros desde el año 2004 en la instalación de esta tecnología en los 471 cruces semafóricos de la ciudad. El 49% del total lo ha aportado el Ayuntamiento de Málaga y el 51% el IDAE (Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía) del Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital.

La concejala de Movilidad, Elvira Maeso, indicó ayer las múltiples ventajas que supone para la ciudad la utilización de esta tecnología, ya que al reducido consumo energético, se unen un mínimo coste de mantenimiento, una reducción de la contaminación, mejor visibilidad, mayor resistencia y un retorno de la inversión más acelerado.

Todas estas virtudes redundan necesariamente en la mejora de la seguridad vial de las personas que transitan por la ciudad.

Excelencia LED

El consumo energético reducido de las instalaciones semafóricas de la ciudad está motivado porque una lámpara LED consume un 90% menos que un foco incandescente.

El ahorro económico de las instalaciones de este tipo de luminarias se incrementa ya que tienen un mínimo coste de mantenimiento. Los LED pueden durar hasta 100.000 horas, frente a las 1.000 horas de vida de las lámparas incandescentes, lo que equivale a más de una década de vida útil.

El ahorro de energía, el bajo mantenimiento y el incremento de la vida útil de los semáforos con tecnología LED permiten que la inversión se recupere con mucha celeridad, concretamente en menos de la mitad de la durabilidad de estos dispositivos.

Además, su instalación reduce la contaminación en la ciudad, ya que la emisión de CO2 es menor, dejándose de emitir anualmente 967.989,8 kg. de CO2.

A todo esto hay que añadir que no es necesario que los semáforos de LED tengan en su interior elementos reflectantes para emitir luz, ya que a la luz óptica no le afecta la luz solar, frente a lo que le ocurre a la luz halógena, aseguró el Consistorio ayer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine