24 de marzo de 2019
24.03.2019
Tribunales

Piden 18 años para los acusados de matar a Pablo Podadera de una paliza

Este lunes comienza el juicio por el asesinato del joven de 22 años cuando trató de mediar en una pelea en el centro de Málaga

24.03.2019 | 11:57
El joven celebraba su cumpleaños la noche en que ocurrió el suceso.

Dos jóvenes se enfrentarán a una petición fiscal de 18 años de prisión cada uno de ellos por asesinar a golpes a un joven que celebraba su 22 cumpleaños y que medió en una pelea a la que era completamente ajeno, en la puerta de la Sala Theatro, en Málaga capital.

Un jurado popular será el encargado a partir de este lunes de emitir un veredicto de culpabilidad o no, y en el banquillo de los acusados también se sentarán otros tres jóvenes, amigos de los primeros, acusados de encubrimiento y por los que se enfrentan a dos años de prisión cada uno.

El crimen fue cometido después de que la víctima saliera con sus amigos el 20 de abril de 2017 para celebrar sus 22 años y tras visitar varios bares, ya de madrugada, acudieron a la Sala Theatro, según el escrito acusatorio, al que ha tenido acceso Efe.

En el referido local ya se encontraban todos los acusados, entre ellos, el portero de la discoteca junto a la que sucedieron los hechos, que está acusado de encubrimiento.

Sobre las 4.35 horas, la víctima salió al exterior del local en compañía de un amigo para fumar un cigarro y observaron una fuerte discusión en la que intervinieron los acusados que allí se encontraban.

El ministerio público mantiene que la víctima intentó mediar y para tratar de apaciguar los ánimos puso una mano en el torso de uno de los acusados pero recibió por detrás de forma totalmente sorpresiva violentos puñetazos de dos de los acusados, uno de ellos practicante de boxeo.

En el relato de hechos se destaca que los golpes fueron "con la intención de matarlo, dada su envergadura, potencia y destino de los golpes (la cabeza)" y que tras caer desplomado, una vez en el suelo, recibió igualmente patadas en la cabeza por parte de ambos.

Personada la Policía Local y la ambulancia evacuaron inmediatamente al herido tras varios intentos de reanimación y el joven falleció a las 13.00 horas del 21 de abril en el Hospital Clínico Universitario de Málaga.

Según la autopsia, el joven sufrió una serie de lesiones a nivel de las cubiertas craneales con focos contusivos, así como una hemorragia cerebral masiva que le condujo a la muerte encefálica.

Tras la agresión, uno de los presuntos autores de la misma y un amigo se marcharon del lugar, mientras que el otro supuesto agresor se refugió dentro de la discoteca con otro conocido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook