16 de mayo de 2019
16.05.2019
Polémica

Dekra prohíbe los escotes pronunciados, minifaldas y bermudas a sus trabajadores

UGT denuncia que no se puede limitar la vestimenta de los trabajadores y que cae en el "estereotipo que relaciona la vestimenta femenina con la actitud de provocación"

16.05.2019 | 13:41
Vista de las instalaciones de Dekra en el PTA.

El sindicato UGT ha denunciado el nuevo 'Código de vestimenta' distribuido a los trabajadores de la empresa tecnológica Dekra TC, en el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA) y en el que se recomienda evitar el uso de "escotes y/o minifaldas pronunciados".

Los representantes de UGT en Dekra TC manifiesta su rechazo ante el contenido del 'Código de vestimenta', que no ha sido consultado previamente con los trabajadores y en el que se afirma que para "transmitir una imagen profesional: "deberían evitar las siguientes prendas: camisas o camisetas de tirantes o escotes y/o minifaldas pronunciados, bermudas". Así mismo, este código establece las prendas aceptables para la oficina y reuniones en función del género.

El código remitido incluye además que, "los colaboradores (sic) deberán mantener una buena higiene personal en todo momento durante el desarrollo de su actividad profesional". Prescripción que los representantes del sindicato consideran"ofensiva" al no estar justificada y generalizar la afirmación.

Además, denuncian que se llega a señalar que "debemos prestar atención al estado de dichas prendas (limpias, planchadas y evitando las desgastadas)". Aunque afirma que "no persigue estandarizar el vestuario del personal", el resto del documento distingue entre prendas que, a juicio de la empresa, son "aceptables" y las que no lo son, definiéndose así "unas normas de estilo con un sesgo ideológico absolutamente trasnochado en el sector tecnológico en el que nos desenvolvemos", asegura el sindicato.

"No entendemos, como en Málaga capital con sus temperaturas veraniegas, los hombres no puedan llevar bermudas y sandalias de vestir como si dichas prendas no fuesen apropiadas para ejercer su trabajo", afirman los representantes de UGT en la empresa.

Sobre la mujer

UGT insiste en que los aspectos más grave del código de vestimenta es que considera que las advertencias sobre la vestimenta de la mujer "son un caso claro de reglas dictadas a las mujeres exclusivamente en razón del género y relacionadas con la visión de la mujer como objeto sexual". "Con las pautas sexistas descritas anteriormente, se cae en el estereotipo que relaciona la vestimenta femenina con la actitud de provocación, lo que a estas alturas es inaceptable en el ámbito laboral", aclaran.

La Sección Sindical considera por tanto que la empresa se extralimita con este 'Código de vestimenta' en las facultades del empresario para establecer una imagen corporativa y se vulneran los derechos de las personas trabajadoras a la intimidad personal y a la propia imagen.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook