19 de junio de 2020
19.06.2020
La Opinión de Málaga
Análisis político

La guerra 'roja' está servida

Los 'teresistas' malagueños seguirán con la marca Adelante Andalucía en la provincia pese al rechazo de Podemos e IU

19.06.2020 | 05:00
Teresa Rodríguez, junto a otros miembros del sector Anticapitalistas como el malagueño Alejandro Serrato, en febrero cuando anunció su ruptura con Podemos.

El entendimiento en torno a la confluencia Adelante parece una quimera –o incluso una utopía de izquierdas– desde que Teresa Rodríguez anunciara el pasado mes de febrero, flanqueada por compañeros como el malagueño Alejandro Serrato, que abandonaba Podemos Andalucía para emprender la construcción de un nuevo «sujeto político andaluz». El trance cainita morado también ha salpicado a Izquierda Unida.

El entendimiento en torno a la confluencia Adelante parece una quimera –o incluso una utopía de izquierdas– desde que Teresa Rodríguez anunciara el pasado mes de febrero, flanqueada por compañeros como el malagueño Alejandro Serrato, que abandonaba Podemos Andalucía para emprender la construcción de un nuevo «sujeto político andaluz». La guerra 'roja' en la coalición electoral de la izquierda andaluza está servida. Y, por ende, en la provincia de Málaga también.

Los 'teresistas' seguirán con la marca Adelante Andalucía pese al rechazo de Podemos e IU y la geografía malagueña no será una excepción. Así lo confirmó el propio Alejandro Serrato, quien en cuanto se conozcan los resultados este viernes del proceso electoral para la renovación de Podemos Andalucía ya no será el coordinador provincial de Podemos en Málaga.

Es más, Serrato ya actúa con la condición de portavoz en la provincia de Adelante Andalucía y junto a la parlamentaria andaluza Vanessa García está movilizándose para recabar apoyos de cara a la confección de un partido de corte más andalucista en el que trabaja el sector Anticapitalistas de Rodríguez.

Sobre este nuevo horizonte, Alejandro Serrato aclaró que «el grupo de Teresa Rodríguez que se presentó con la candidatura de Marea Andaluza ha decidido no participar en la reelección de ningún órgano» en Podemos Andalucía. «Nosotros exigíamos la autonomía política y jurídica de Podemos Andalucía y deseábamos más autonomía como sujeto andaluz y, al no conseguirlo, hemos considerado que no tenía sentido seguir luchando por algo que desde Madrid nos estaban negando sistemáticamente».

A su juicio, ha llegado el momento de «dedicarnos en cuerpo y alma a construir en la provincia de Málaga, en todos los municipios posibles, el sujeto político por el que nosotros apostamos, que es Adelante Andalucía». «No tendremos un órgano de dirección hasta que, en los próximos meses, los compañeros de Podemos e IU digan si van a seguir construyendo Adelante Andalucía como sujeto político propio, como nació con independencia del PSOE, o si van a optar por construir Unidas Podemos en Andalucía», agregó el político arriateño.

Malestar en IU

El trance cainita morado también ha salpicado a Izquierda Unida. Respecto al uso de la marca Adelante Andalucía que pretende hacer en la provincia de Málaga el sector 'teresista' encabezado por el hasta ahora coordinador provincial de Podemos Málaga Alejandro Serrato y la parlamentaria andaluza Vanessa García, el coordinador provincial de IU, Guzmán Ahumada, fue tajante: «Adelante o es de todos o no es de nadie, la apropiación de Adelante Andalucía por parte de una de las partes significaría el fin de este proyecto político».

En este punto, Ahumada trató de templar los ánimos y recordó que el futuro de Adelante «es un tema que tenemos que afrontar con todos los actores». «Actualmente hay un actor que está en plena renovación de órganos –que es Podemos– y cuando esto se termine se afrontará esta cuestión en todo el espacio de Adelante, que es un espacio de unidad necesario porque la fractura de la izquierda lo único que puede conseguir es fortalecer la consolidación del PP en una Junta de Andalucía que recorta en universidades y en planes de empleo», expuso el coordinador provincial de IU.

El hecho de que los 'teresistas' no escondan que se están moviendo por los municipios malagueños para «seguir construyendo Adelante Andalucía» fue igualmente cuestionado por Ahumada, que se limitó a precisar que «IU tiene estructura en la práctica totalidad de la provincial y, con lo cual, ya existe ese espacio en el que sí está IU».

Asimismo, el coordinador provincial de IU no cree que sea correcto que el 'teresista' Alejandro Serrato esté ejerciendo como 'portavoz de Adelante de Andalucía en Málaga': «Portavoces de Adelante Andalucía en las provincias no existen, esto simplemente demuestra una apropiación de cargos; no existe esa portavocía técnicamente, ya no lo digo políticamente, pues Adelante Andalucía es una coalición electoral en la que los portavoces –por así llamarlos– son sus representantes en las distintas instituciones en las que nos presentamos, por esa misma razón de ser el centenar de concejales en las distintas localidades también son portavoces de Adelante», criticó Ahumada.

En esta línea también se ha venido manifestando el coordinador regional de Izquierda Unida, el malagueño Toni Valero, quien ha dejado claro que «la marca Adelante, en tanto haya actores que tomen rumbos diferentes, estará en peligro». «Lo que no veo en peligro, en ningún caso, es la confluencia entre Izquierda Unida y Podemos», dijo.

Precisamente, el sector de Podemos Málaga afín a Pablo Iglesias –que tiene como cabezas visibles a concejales de la capital como la integrante de la dirección nacional Paqui Macías y el 'exteresista' Nico Sguiglia– reaccionó a la escisión protagonizada por el sector Anticapitalistas con un comunicado que la tildaba de «irresponsable».

Con este panorama y con el grupo parlamentario de Adelante Andalucía controlado por los 'teresistas', las próximas batallas de esta guerra 'roja' se antojan intensas y esclarecedoras. Tanto Izquierda Unida como Podemos se pronunciarán sobre el órdago lanzado por Anticapitalistas sobre la marca Adelante cuando la formación morada complete el proceso de renovación abierto en Andalucía.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook