Kiosco

La Opinión de Málaga

Bancos

Domínguez abre la nueva etapa en la Fundación Unicaja con una revisión total de los engranajes de la época de Medel

Evaluará la independencia de los patronos, el papel de los cuatro consejeros dominicales en el banco por posibles "desviaciones" relativas a la fusión con Liberbank y el propio desempeño de Medel, que sigue al frente de dos fundaciones - La Fundación, que invertirá este año 40 millones en obra social, presenta su nuevo plan estratégico hasta 2025 - Emilio Alba se incorpora como patrón

El presidente de la Fundación Bancaria Unicaja, José Manuel Domínguez, en la rueda de prensa de este viernes, Alex Zea

La Fundación Bancaria Unicaja, que acaba de iniciar una nueva etapa con José Manuel Domínguez como presidente, está dispuesta a revisar a fondo la controvertida época de Braulio Medel y el polémico rumbo de actuación que han seguido durante el último año y medio, bajo su influencia, los cuatro consejeros dominicales que representan a esta institución en el consejo de administración de Unicaja Banco. Domínguez, ha explicado este viernes que se van a realizar varios estudios internos y evaluaciones para determinar, por un lado, el desempeño de Medel (que renunció al cargo en junio pero que sigue el frente de la Fundación Unicaja de cultura y de la de Ronda) y, por otro, la independencia de los patronos que integran el órgano de gobierno de la institución.

También se evaluará si los consejeros dominicales designados para el banco (del que es el principal accionista con el 30,2% de los títulos) se han ajustado a la defensa de los intereses de la Fundación y al protocolo de la fusión de Unicaja y Liberbank. Además, se evaluará la supuesta pérdida de peso en la estructura de Unicaja que ha podido sufrir Málaga y Andalucía a raíz de la fusión.

La intención es que los estudios estén listos para el mes de septiembre y que, con arreglo a lo que revelen, el patronato de la Fundación adopte las decisiones y "medidas de ajuste" que sean pertinentes.

Domínguez ha comparecido en una rueda prensa para dar a conocer, entre otros asuntos, la hoja de ruta de la institución y el presupuesto que destina actualmente a su obra social, aunque lógicamente, las preguntas han estado dirigidas a las tensiones que ha vivido la Fundación durante los últimos tiempos.

Tras agradecer el apoyo a su propuesta de nombramiento (aclarando que nunca se había postulado), ha reiterado que asume el mandato "con plena autonomía, independencia y sin otras sujeciones". También ha aludido al "periodo de exposición pública muy intensa" de la Fundación Unicaja en los medios de comunicación "por razones distintas al objeto social" de la misma y, pese a que no ha querido valorarlo, "porque no he participado ni tengo información completa"; sí ha pedido que se "dé por superada" esta etapa.

Respecto al futuro de Medel y su presencia en las fundaciones, ha comentado que es "una cuestión a revisar" y ha recordado que la Fundación está en una "fase de transición". "Estamos haciendo un estudio desde el punto de vista de cumplimiento de la normativa, de si se ajusta al marco legal general y corporativo, y con los criterios de eficacia, eficiencia y ahorro de costes. Luego hay un plano de desempeño personal. Con ese estudio, que creo que hay que hacer, plantearemos al Patronato las diferentes medidas a tomar", ha explicado.

Domínguez ha recordado además que los patronos de la Fundación Unicaja tienen que ser "independientes" ya que, al ser nombrados, sus puestos son "irrevocables". La Fundación evaluará esta cuestión, para asegurarse de que ninguno recibe "interferencias" ni "directrices" de personas o instituciones externas. A preguntas de los periodistas, se ha referido en particular a Antonio Jesús López Nieto, del que ha dicho que se le aplicará la misma evaluación que al resto. "Tengo mis opiniones personales, mi juicio previo, pero me gusta atenerme a ver las conclusiones", ha apuntado. Ocho de los quince patronos de la Fundación están pendientes de ser revalidados en el mes de noviembre, con lo que algunos de ellos pueden ser relevados.

En cuanto a los cuatro consejeros dominicales (Juan Fraile, Petra Mateos-Aparicio, Teresa Sáez y Manuel Muela), ha afirmado que harán una "valoración" sobre si las situaciones registradas en el último periodo se ajustan al marco estipulado en el protocolo de participación financiera de la Fundación en Unicaja Banco y al proyecto de fusión. Cabe recordar que estos consejeros han estado en el centro de la polémica desde que se materializó la fusión debido a que se les achaca que, instados por Medel, hayan votado en varias ocasiones (a excepción de Fraile) conforme a las tesis del consejero delegado del banco, Manuel Menéndez, procedente de Liberbank, y en contra de las estrategias del presidente de Unicaja, Manuel Azuaga.

Domínguez ha recordado que, recientemente, se han reunido con estos cuatro consejeros, quienes consideran haber tenido siempre una actuación en defensa de los criterios de la Fundación. "Nosotros hemos encargado un informe para corroborar que esas actuaciones encajan en las directrices del protocolo sobre participación financiera de la Fundación en el banco y contrastaremos si se han podido desviar de ese marco de defensa", ha asegurado, que quiere "evidencias" de que la actuación ha sido la correcta.  

"Ellos consideran que lo han respetado pero nosotros queremos hacer esa valoración. Fueron propuestos por el Patronato y apoyados en la junta de accionistas con un refrendo de mas del 80%", ha explicado. Si del informe se contrastara que algún consejero no ha seguido las orientaciones estratégicas de la Fundación "de manera gravosa o reiterada", se consideraría "obviamente alguna actuación", sin descartar incluso su relevo.

Por otro lado, en la comentada pérdida de peso en la estructura de Unicaja que ha podido sufrir Málaga y Andalucía a raíz de la fusión, el presidente de la Fundación ha reconocido que es otro factor a comprobar.

"Hay aspectos que queremos contrastar, puede haber una opinión al respecto pero hay que corroborarlos para ver la dinámica de lo que es la entidad en Andalucía. Sabemos que Unicaja es una entidad nacional. Preservando la sede y los principios fundamentales sabemos que debe haber un equilibrio territorial en cuanto a distribución de servicios, pero queremos ver si efectivamente ha habido algún movimiento irreversible en detrimento de servicios que estaban implantados en el ámbito de actuaciones tradicional de Unicaja Banco", ha afirmado.

Domínguez también se ha referido al inminente movimiento que Unicaja Banco debe realizar en su consejo de administración si quiere cumplir es que la exigencia del BCE sobre el cupo de independientes. La idea es pasar de cinco a seis para volver a la cuota del 40% perdida hace unos meses, pero para eso hace falta la salida de un consejero dominical (hay ahora ocho) o de uno ejecutivo. Para Domínguez, lo lógico es que salga el consejero dominical con menor peso accionarial, que sería el empresario mexicano Ernesto Tinajero (tiene un 3%).

Sobre el futuro del consejero delegado de Unicaja Banco, Manuel Menéndez, cuyo cargo será reevaluado en el verano de 2023 y que aspira a ser el primer ejecutivo de la entidad, Domínguez ha manifestado que lo "lógico" es aclarar primero cuáles serán los criterios de evaluación, entre los que ha citado aspectos como rentabilidad, solvencia, ampliación de negocio estilo de dirección o clima de confianza. "Sin saber los criterios, no me atrevo a declararme, no conozco ahora el conjunto de su actuación", ha aseverado.

Nuevo plan estratégico e incorporación de Emilio Alba como patrono

La Fundación ha presentado además las bases del nuevo plan estratégico 2023-2025, en el que ya se está trabajando. El fin último de este plan es consolidarse como referente de la obra social privada en Andalucía y adaptar la actividad de la Fundación Unicaja a los nuevos tiempos, enfocándola hacia cuestiones fundamentales que preocupan a la sociedad del siglo XXI. 

Paralelamente, y durante la sesión del Patronato celebrada en la mañana de este viernes, se ha aprobado situar en cinco millones de euros los recursos propios de la sociedad Fundalogy para apoyar startups de carácter tecnológico que desarrollen proyectos que incidan en el bienestar de la ciudadanía.

Asimismo, el Patronato ha aprobado la incorporación como patrono del reputado oncólogo Emilio Alba, que pasa a formar parte del grupo de miembros independientes de reconocido prestigio. Emilio Alba es actualmente coordinador del área de oncología de IBIMA Plataforma BIONAND, director de la unidad de gestión clínica intercentros de oncología del Hospital Universitario Virgen de la Victoria, y director del Centro de Investigaciones Médico Sanitarias (CIMES) de la Universidad de Málaga (UMA).

Inversión social

La inversión social de la Fundación Unicaja para este año se estima se sitúe en torno a 40 millones de euros, un presupuesto se reparte entre todas sus áreas de acción.

Hasta final de año, la Fundación tiene previsto llevar a cabo más de 2.100 actividades, de las que podrán beneficiarse más de 1,3 millones de personas. Para llevar a cabo estas actuaciones, en la actualidad, la institución emplea directamente a más de 700 personas, creando asimismo más de 200 empleos indirectos. Cabe destacar además que el empleo que se crea cada verano en los Campus Fundación Unicaja supone para más del 30% de sus casi 400 trabajadores su primera experiencia en el mundo laboral.

La Fundación Bancaria Unicaja tiene actualmente 58 inmuebles en uso. Entre los principales centros de actividad se encuentran 5 colegios (2 en Málaga, 2 en Ronda y 1 en Andújar), los museos Joaquín Peinado de Ronda y el de Artes y Costumbres Populares en Málaga, las colonias infantiles de Las Delicias (Ronda) y Sabinillas (Manilva), sedes de los Campus de verano, 5 centros culturales (en Antequera, Almería, Cádiz, Málaga y Sevilla) y la Sala Unicaja de Conciertos María Cristina en Málaga.

Compartir el artículo

stats