La decoración es todo un mundo aparte. En él, constantemente aparecen nuevos diseños de productos y nuevos términos que, aunque son útiles, a quien no sigue este asunto de cerca, lo cierto es que le suele pillar un poco a contrapié y puede que no sepa de su utilidad. Uno de los últimos casos son los llamados "toldos vela", un elemento ideal para tu jardín o terraza. Te contamos qué son y cuáles son sus características.

¿Qué son los "toldos vela"?

Los toldos vela sirven para crear espacios semicubiertos en el exterior, y es que, por un lado protegen del sol y da sombra, a la par que dan intimidad y decoran. Se suelen utilizar en jardines, aunque también se implementan en algunas terrazas de gran tamaño.

Su lona tiene gran tamaño y es de forma triangular, aunque también puede ser cuadrada o rectangular, similar a la vela de un barco, de ahí el nombre. Se suelen atar a un poste o a la pared de forma que quede el toldo tenso con una pequeña caída. Se puede instalar uno solo o varios a la vez complementándose.

Los toldos vela se pueden poner tanto en terrazas como en jardines.

Características

Normalmente, estos toldos están hechos con tela de lona impermeable. Se pueden quitar y poner con facilidad, incluso lo puede hacer una persona sola.

Al estar la posibilidad de quitar la lona rápidamente, es muy fácil de lavar. Están de todos los colores posibles, para adaptarse lo mejor posible a tu entorno.

¿Por qué implementarlo en tu jardín?

En cuanto a las ventajas que ofrecen los toldos de vela para nuestra terraza o jardín, destacar por un lado que permiten ahorrar dinero, ya que no hace falta comprar grandes estructuras, sino que basta con una lona con enganches que cuesta aproximadamente 30 euros.

Por otro lado, como ya se ha comentado, otro punto a favor es que generan un espacio abierto a ambos lados y cubierto por el techo por una lona que nos da sombra, haciendo que se pueda disfrutar del aire libre a la vez que te tapas de las altas temperaturas o incluso de una ligera lluvia.

Por último, otra de las ventajas señaladas, es que se pueden quitar y poner con facilidad, por lo que podremos adaptar el jardín o la terraza como mejor nos apetezca.