02 de mayo de 2018
02.05.2018
Municipal

Málaga para la Gente exige al alcalde que certifique la retirada de todos los honores a Franco

Pide aclarar si se han eliminado los títulos y distinciones a once franquistas, entre ellos Queipo de Llano y Girón de Velasco, y cambiar el nombre de la avenida dedicada al piloto García-Morato

03.05.2018 | 12:02
MpG también pregunta por qué no se ha cambiado ya el nombre de la avenida Carlos Haya.

La viceportavoz del Grupo Municipal de Málaga para la Gente, Remedios Ramos, ha enviado una carta al alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre, en la que le pide que certifique la «retirada formal de todos los honores concedidos al dictador Francisco Franco, como se acordó en el pleno de junio de 2016», así como también en relación al ministro franquista José Utrera Molinauna iniciativa que salió adelante en el pleno de enero de 2018.

En su misiva, fechada el 26 de abril, la portavoz adjunta del grupo pide al regidor que aclare si ya se ha procedido o no «a la retirada formal de los honores y distinciones a los siguientes militares, ministros y altos cargos del régimen franquista»: Gonzalo Queipo de Llano, general, nombrado hijo adoptivo y predilecto en 1937; José Luis Arrese y Magra, ministro, nombrado hijo adoptivo en 1942; Fernando Suárez de Tangil y Angulo, ministro, nombrado hijo adoptivo en 1954; Alfonso Peña Bieuf, ministro, hijo adoptivo en 1943; Carlos Rein Segura, ministro, nombrado hijo predilecto en 1946; José Antonio Girón de Velasco, ministro, hijo adoptivo y medalla de la ciudad en 1951; Francisco García de Sola, director general, medalla de la ciudad en 1954; Juan Antonio Suances, ministro, hijo adoptivo y medalla de la ciudad en 1962; Antonio García Rodríguez Acosta, gobernador civil, hijo adoptivo y medalla de la ciudad en 1962; Manuel Lora Tamayo Martín, ministro e hijo adoptivo y medalla de la ciudad en 1964, así como Federico Silva Muñoz, también hijo adoptivo y medalla de la ciudad en 1969.

En la carta, Ramos también le solicita al regidor que explique los motivos por los cuales no se ha producido aún el cambio de denominación de la avenida Carlos Haya por la de Camino de Antequera, que se acordó en el pleno, así como también se propone eliminar el nombre de García-Morato, aviador franquista, de la vía que da acceso al aeropuerto de Málaga. La viceportavoz de MpG ruega a De la Torre que dé instrucciones para que en la próxima reunión de la Comisión de Memoria Histórica se incluya este punto, en cumplimiento de la ley homónima.

«El aviador franquista García-Morato cuenta aún con una avenida en Málaga para vergüenza y oprobio de la ciudad pese a que es uno de los máximos responsables de los bombardeos sobre civiles cometidos en Andalucía durante la Guerra Civil, participando en 511 misiones de guerra y luchando en más de 140 combates aéreos», asegura en la carta.

En declaraciones a este periódico, Ramos destacó que «convendría recordarle al equipo de gobierno de Francisco de la Torre (PP) que en Málaga todavía se sigue honrando a estos aviadores franquistas que asesinaron a personas indefensas, mujeres y niños que huían o se protegían de los bombardeos de los sublevados; muchos no entendemos a qué espera el Ayuntamiento para retirar tanto estos como el resto de símbolos fascistas que todavía permanecen visibles en nuestra ciudad».

Para la concejala, lo más grave es que, «para vergüenza de nuestra democracia, después de tantos años se sigan manteniendo estos símbolos de exaltación a militares y ministros de la dictadura franquista». «Así, frente a la visión blanqueada que nos intentan dar de ellos desde algunos sectores nostálgicos de la sociedad, hay que recordar que estos militares, en concreto los aviadores franquistas, participaron en la matanza de civiles indefensos, y los ministros y altos cargos franquistas participaron, también activamente, en la represión y crímenes de la dictadora», agregó.

Ramos insistió en que «personajes de esta calaña no merecen ser respetados ni exaltados como héroes en público, sino que ha de ser respetada y cumplida la Ley de Memoria Histórica, desposeyendo a estas personas de los honores y reconocimientos recibidos en un periodo en el que no estaban vigentes las más elementales libertades democráticas».

Sólo cuatro calles

Este periódico ya informó de que en diez años sólo se habían cambiado en la ciudad los nombres de cuatro calles, dado que hacían referencia a los principales generales golpistas. Ya se ha firmado un convenio con la Universidad de Málaga para llevar a cabo el cambio de denominación de unas cuarenta vías en la ciudad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine