07 de mayo de 2019
07.05.2019
Metro de Málaga

El puente de Tetuán sigue recuperando su 'esqueleto'

Comienza la colocación de las últimas vigas para completar el paso norte del tráfico de vehículos por el puente, profundamente afectado por las obras del metro de Málaga hacia el centro histórico

07.05.2019 | 12:23
Colocación de las vigas en el puente de Tetuán, este martes.

La Unión Temporal de Empresas (UTE) Atarazanas, encargada de las obras del tramo del metro de Málaga que discurre por el centro histórico, ha comenzado este martes a colocar las últimas vigas que permitirán la reposición del tablero norte del puente de Tetuán, afectado por las obras del suburbano. Se trata de las vigas correspondientes a los vanos uno y dos del puente, los más cercanos al edificio de Hacienda.

El puente de Tetuán dispone de cuatro vanos (espacio libre entre pilas y estribos), de los cuales los dos vanos centrales salvan el cauce del río y por los otros dos vanos laterales discurren dos pasillos viarios (Manuel García Caparrós y Santo Domingo)Tras la reposición el pasado mes de julio del tablero norte en la mitad este del puente más cercana a la Alameda Principal, esta semana se va a restituir la mitad oeste, pudiendo así completarse el tablero en la próxima semana. Tras la colocación de las vigas se instalarán las pre-losas y luego se procederá al hormigonado que da la configuración final del tablero para finalmente proceder a la extensión de la capa de rodadura en la calzada y ejecución del acerado lateral, así como la colocación de las barandillas.

Estos trabajos para la reconstrucción de dicha estructura se abordan una vez que se ha finalizado la ejecución de las pantallas (muros que delimitan longitudinalmente el túnel) y la losa que cubre eel tramo de túnel que discurre bajo el cauce del lecho del río Guadalmedina. La restitución del nuevo tablero norte del puente de Tetuán, cuya primera fase consistió en la demolición de la estructura existente en agosto de 2016, constituye una de las operaciones más singulares de la obra del suburbano, y era una actuación indispensable para poder ejecutar el túnel bajo el río Guadalmedina.

La demolición del tablero norte del puente de Tetuán implicó una compleja operación, tanto por la maquinaria específica empleada, medidas de control y seguimiento, así como por las diferentes fases que precisó, desde el corte para independizar el tablero norte del tablero sur; la demolición de los alzados (pilas y estribos), así como por la extracción de la cimentación singular del puente (pilotes metálicos), que debieron preceder al inicio de la ejecución del túnel, el pasado verano de 2017. El tramo del metro de Málaga entre Guadalmedina y Atarazanas consta de 295 metros de longitud lineal, y se desarrolla íntegramente de forma subterránea, incluyendo en su recorrido una única estación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp