El Ayuntamiento de Málaga ha desactivado este sábado el Plan de Emergencia Municipal que mantenía activo de forma parcial, desde las 22.05 horas del viernes, ante el aviso naranja en toda la costa de la provincia por fuertes vientos y oleaje.

Así lo ha informado el Consistorio en un mensaje de Twitter, a las 19.20 horas, que sigue la línea de las previsiones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que también ha desactivado la alerta naranja en las zonas Sol, Guadalhorce y Axarquía, en este caso a las 17.59 horas.

La jornada del sábado ha estado marcada por un riesgo importante con fenómenos costeros provocados por viento del este con intervalos de fuerza ocho y olas de hasta cuatro metros. Sin embargo, la jornada se ha desarrollado con normalidad, y en la capital, tanto el servicio Emergencias 112 Andalucía como operativos municipales no han registrado incidencias al respecto.

En el conjunto de la provincia, el único incidente que ha dejado el temporal ha sido la rotura de una tubería de agua potable en la costa occidental de Vélez-Málaga, que ha dejado desde las 11.10 horas a los vecinos del litoral veleño --desde Almayate hasta el límite del término municipal con Rincón de la Victoria-- sin suministro de agua. Sin embargo, el servicio ya se encuentra restituido casi en su totalidad.

Tras el aviso naranja, la Aemet mantiene a la costa malagueña en alerta, con aviso amarillo desde las 18.00 horas de este sábado hasta las 04.59 horas del domingo. En este caso el viento del este puede soplar con fuerza siete y las olas podrán alcanzar los tres metros.

En situaciones de alerta con estas características, los servicios de emergencias recomiendan a los ciudadanos alejarse de zonas con posibilidad de caída de elementos, como cornisas, árboles o postes de tendido eléctrico, así como mantener la precaución en los miradores y paseos marítimos.