06 de agosto de 2018
06.08.2018
Actualidad

Una semana para atar muchos cabos sueltos

El Málaga arranca un periodo crucial en lo que a la planificación se refiere, a dos semanas del estreno liguero en Lugo

06.08.2018 | 05:00
Alfred N´Diaye, objeto de deseo del Málaga CF en este mercado de fichajes.

Recio y Miguel Torres siguen entre algodones

  • Juan Ramón López Muñiz no levanta el pie en lo que a entrenamientos se refiere. Ayer, pocas horas después del duelo en Antequera, el equipo se ejercitó en una nueva sesión preparatoria en La Rosaleda, en la que no estuvieron Recio ni Miguel Torres, aún renqueantes de sus problemas físicos. Ambos no viajaron para disputar el Trofeo Ciudad del Torcal y siguen trabajando en solitario para recuperarse cuanto antes de sus molestias. El paleño sufre una molestias musculares en su pierna izquierda, mientras que el madrileño tiene molestias en el tobillo izquierdo.
    En todo caso, Muñiz espera poder contar con ambos en el arranque liguero dentro de dos semanas.

Pau Torres, Álex Pérez, Pacheco, Gustavo Blanco, Tyton, Jesús Gámez o N´Diaye son algunos de los nombres por los que negocia Caminero - Habrá más salidas y no solo descartes

El Málaga CF entra hoy lunes en una semana crucial para la planificación deportiva de cara al arranque liguero, a menos de dos semanas del debut en Lugo. Y es que, José Luis Pérez Caminero cuenta a día de hoy con numerosos frentes abiertos, tanto de fichajes como de salidas, que deben ir cristalizando más pronto que tarde por el bien del equipo.

Es cierto que la planificación comenzó tarde, aunque el club haya seguido la hoja de ruta marcada por la anterior secretaría técnica en muchos de los fichajes. Ahora, con cuatro fichajes ya firmados (Renato Santos, Munir, Boulahroud y Héctor) y el de Haksabanovic en ciernes, son muchas las operaciones encima de la mesa y que en estos días tienen que concretarse.

El Málaga ha entrado en el momento más álgido del mercado, con muchos fichajes aún por cerrar y salidas también que certificar, tanto descartes como otros que sí cuentan con la confianza de Muñiz pero que terminarán haciendo las maletas.

Así las cosas, Caminero tiene más avanzadas unas operaciones que otras, que se pueden alargar más en el tiempo. El central Pau Torres debería ser uno de los primeros en desembarcar en Málaga, una vez que en Martiricos ya tienen un acuerdo con el Villarreal por su cesión hasta junio de 2019. El central llegará para sustituir la baja que deja Ignasi Miquel, traspasado al Getafe por 3,5 millones de euros más 1,2 por objetivos. Además, el club sigue de cerca al central del Sporting Álex Pérez, según As.

El Málaga, en todo caso, también mantiene negociaciones abiertas con el Villarreal por Alfred N'Diaye, en una operación de las que más ilusión está creando en el malaguismo. El centrocampista tiene una amplia experiencia, internacional y sería un gran refuerzo para la medular, aunque su elevada ficha es un gran escollo para el conjunto blanquiazul. Pero la necesidad de liberar espacio y masa salarial del conjunto amarillo facilitaría su llegada.

Otro nombre que está encima de la mesa es el de Dani Pacheco. El Málaga y Muñiz quieren al malagueño, un auténtico especialista en ascensos, pero las negociaciones se enfriaron en los últimos días debido al interés de otros equipos. Su fichaje, si finalmente fructifica, sería otro espaldarazo a la ilusión de la afición.

Además de Pacheco, Muñiz ha pedido más madera para la delantera, un puesto en el que a día de hoy cuenta con En-Nesyri y Héctor, aunque la continuidad de el marroquí no está ni mucho menos asegurada y la opción de salir al Leganés podría reactivarse en cualquier momento si la oferta es buena. El sábado, incluso, no jugó ni un solo minuto en Antequera. En ese sentido, Muñiz ha pedido a Caminero el fichaje del ariete argentino Gustavo Blanco, que además quiere salir del Shaktar ucraniano.

Por su parte, Caminero sigue a vueltas con la contratación de un portero. Tiene atado al polaco Tyton, del Deportivo, pero en un principio el guardameta internacional de 31 años no es el que más gusta a Muñiz, que de momento ha frenado su llegada.

Por otro lado, está por ver cuándo el Málaga va a cerrar el fichaje de Jesús Gámez. El lateral de Fuengirola sigue a la espera de que el club dé el paso definitivo para su incorporación, que está sujeta a que el club le encuentre acomodo a Roberto Rosales o Cifu, los dos laterales derechos actuales en la plantilla y con los que no cuenta Muñiz.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine