Kiosco

La Opinión de Málaga

LaLiga SmartBank

El puzzle de la defensa del Málaga CF ante el Huesca

La ausencia de Víctor Gómez, concentrado con la sub-21, y la baja por lesión de Juande obligan a Natxo González a improvisar una zaga de circunstancias - Ismael Casas y Andrés Caro, opciones para el lateral diestro este domingo

Natxo González, durante un entrenamiento en el Anexo de La Rosaleda.

El Málaga CF juega un partido fundamental este domingo en La Rosaleda frente al Huesca (18.15 horas) y lo tendrá que afrontar sin dos hombres titularísimos siempre que están disponibles: Juande y Víctor Gómez. Natxo González sabe desde hace días que no podrá contar con ninguno de ellos para la visita a Martiricos del cuadro oscense, por lo que ha tenido tiempo de sobra para elaborar su plan entre las opciones que tiene en plantilla.

Juande Rivas arrastra una lesión muscular que todavía le tendrá apartado alguna semana más. El central cordobés se lesionó frente a la Ponferradina y ya fue baja la pasada semana en Fuenlabrada. A esto hay que sumar que Víctor Gómez tampoco estará disponible para el choque al estar concentrado con la selección española sub-21. Son dos bajas muy sensibles que dificultarán la tarea a los blanquiazules frente al Huesca.

Las mayores dudas surgen en el lateral diestro. Iván Calero salió cedido en el mercado de invierno rumbo al Alcorcón y eso dejaba a Ismael Casas como único relevo natural de Víctor Gómez en la primera plantilla. Pero el de Linares ha perdido la confianza del técnico en las últimas semanas y podría haber ‘sorpresas’. La opción de que Andrés Caro ocupe el costado diestro de la zaga gana enteros, pero habrá que esperar a una hora antes del choque para ver por quién opta definitivamente el míster. Casas fue desconvocado a última hora del encuentro frente a la «Ponfe» y en el último partido en el Fernando Torres, la elección para suplir a Juande y Peybernes en el central fue Andrés Caro. Esto hace que las dudas sobre el sustituto del internacional sub-21 crezcan.

En el centro de la zaga todo dependerá del estado físico de Mathieu Peybernes. Lombán se ha hecho un fijo en las alineaciones en las últimas semanas y su acompañante será el francés si está ya recuperado al 100%. Peybernes estuvo convocado en el partido de Fuenlabrada pero no disputó ni un minuto, una semana más tarde ya debería estar en plenas condiciones. Veremos qué decisión se toma en las horas previas al partido.

Si Peybernes es de la partida, el francés y Lombán serían la pareja de centrales y la única duda estaría en el lateral derecho. Pero en caso contrario, tendría que ser Andrés Caro el central y eso despejaría el camino de la titularidad a Ismael Casas. La otra opción sería que Escassi retrasase su posición, pero con Genaro recién integrado al equipo, esa posibilidad se complica. Cuando el de Gerena ya esté disponible para salir de inicio, veremos cómo reconstruye el puzzle Natxo González, pero por ahora la posición de Escassi por delante de la defensa parece inamovible.

Sea como fuere, Natxo González tendrá que plantear ante el Huesca una defensa que poco tendrá que ver con la que inicio el curso. Cuando se cedió a Iván Calero en mercado invernal, el club ya era consciente que esta nueva convocatoria de Víctor Gómez con la sub-21 podía llegar pero se asumió el riesgo teniendo en la recámara a Ismael Casas o alguna otra opción en el filial como la de Ale Benítez. Esa citación llegó y ahora es el momento de que el elegido supere la prueba. Lo que no podía imaginar el club, quizás, es que este contratiempo se iba a unir a una nueva lesión muscular de Juande y problemas físicos recientes de Mathieu Peybernes, algo que deja en el esqueleto a la línea defensiva para un partido tan importante como el de este domingo. La tranquilidad a nivel clasificatorio pasa por ganar en Martiricos al Huesca, juegue quien juegue.

Compartir el artículo

stats