08 de febrero de 2017
08.02.2017
En corto

Especie desprotegida

08.02.2017 | 05:00

Al parecer en las regiones oseras se prepara un protocolo para actuar frente a los osos "atrevidos", que ya se acercan sin más ni más a zonas pobladas. Las medidas disuasorias incluyen, también al parecer, la anestesia de los osos hooligans. Al parecer, en fin, el detonante de las medidas ha sido la muerte por disparo de dos osos en el entorno de una Reserva de la Biosfera. Lógicamente los disparos no han sido de osos, sino de humanos, pero lo que cuenta es la eficacia, y debe de ser más fácil tomarla con los osos que detener a los humanos. Téngase en cuenta que los humanos están muy organizados, y se tapan unos a otros, mientras que los osos están todos identificados y encima son sospechosos habituales. Los autores de los disparos siguen ahí, arropados por sus congéneres, pero la copla de fondo de la noticia es que si le dieron al gatillo es porque se les provoca. Es difícil ser oso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog