En España existe una amplia variedad de supermercados para todos los gusto y para todos los bolsillos: desde Mercadona, el rey del sector, hasta otras cadenas más pequeñas pero bien posicionadas como Hipercor, Carrefour, Caprabo, Consum o Coviran. Además de estos, hay algunas cadenas alemanas que en los últimos años han hecho una fuerte apuesta por implementarse en España: una de ellas, la marca Aldi.

Aldi es una cadena alemana de supermercados que está realizando una fuerte inversión en España para abrir, en el año que acaba de comenzar, hasta 50 nuevas tiendas en todo el país. Si en 2022 Aldi consiguió abrir más de 40 nuevos establecimientos en todo el territorio, en 2023 tiene previsto multiplicar su presencia.

La apuesta de Aldi por España es beneficiosa en múltiples direcciones: por un lado, diversifica y moviliza el sector de la alimentación en el país, y por otro, crea cientos de puestos de trabajo que ayudarán a dinamizar la economía en tiempo de crisis.

En concreto, las ubicaciones donde Aldi va a reforzar su presencia serán la ciudad autónoma de Melilla, Galicia, Baleares o Asturias; además, consolidará su oferta en aquellos lugares donde ya ha conseguido bastante implantación, como el Levante, Cataluña o Andalucía.

Por otra parte, Aldi ampliará los centros logísticos que dan soporte actualmente a varios de sus supermercados en Dos Hermanas (Sevilla) y Masquefera (Barcelona) y, además, abrirá un nuevo centro en las Islas Canarias.

La inversión de Aldi en España se ha traducido con 394 supermercados al cierre de 2022 y una cuota de mercado 0,5 puntos por encima del año anterior. La plantilla de la cadena ha crecido un 12% en un año, alcanzando los 6.600 puestos de trabajo.