Blog 
Reflexiones de un sureño mediterráneo
RSS - Blog de Jonathan Andrades Torres

El autor

Blog Reflexiones de un sureño mediterráneo - Jonathan Andrades Torres

Jonathan Andrades Torres

Docente con mucho que aprender y mucho que enseñar. Defraudado del mundo y esperanzado en el género humano. Malagueño de los de verdad.

Sobre este blog de Málaga

Blog de libre opinión sobre política local, autonómica y nacional. Y Málaga por encima de todas las cosas, Andalucía o España...


Archivo

  • 09
    Febrero
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

     

    DEMOCRACIA INTERVENIDA

    En estos días asisto atónito a una serie de acontecimientos mediáticos a nivel nacional y local que a nadie deberían quedar inadvertidos dado el tratamiento informativo al que se han visto sometidos. El caso Bárcenas ha traído y traerá cola como los ríos de “tinte” político que han corrido en algunos medios de comunicación afirmando la veracidad de esos apuntes o apoyando una teoría de la conspiración contra el “prime minister.” En la misma línea, el proyecto de Eurovegas, finalmente localizado en Alcorcón, ha sido un gran ejemplo de la disparidad de criterios en periódicos de tirada nacional. Si ABC o La Razón hablan sin complejos de contratación de 150.000 empleos y de un maná caído del cielo; El plural o La Sexta  ponen en tela de juicio esas optimistas estimaciones incidiendo en la oposición vecinal por criterios ambientales y sociales (prostíbulo de Europa llegaron a decir). Se trata así de trasladar a la arena mediática el debate bipartidista con editoriales de distinto sesgo político. No es mi intención socavar la pluralidad como rasgo primordial de una sociedad libre y justa sino denunciar la manipulación partidista a la que algunos medios someten a una ciudadanía que asiste impasible ante ese toma y daca circense preocupada más por sus necesidades acuciantes del día a día.

    En Málaga el panorama patrio no difiere en demasía del autóctono. Ejemplo de ese intervencionismo mediático-político son las recogidas de firmas que han puesto de relieve la dolorosa realidad de una sociedad narcolépsica, seguidista e indolente ante hechos inadmisibles. Así mientras el diario decano en la provincia abanderaba la exitosa campaña de firmas contra la injusta sanción de la UEFA al Málaga CF y mientras un partido político hacía lo propio respecto al soterramiento del Metro de Málaga, el Asilo de los Ángeles no recababa los apoyos que esperaba de la población para no cerrar un centro de ayuda a discapacitados sin recursos, al igual que tampoco obtenía relevancia popular la iniciativa para que el Corredor Mediterráneo cruzara por la Costa del Sol. La diferencia con las primeras es que estas últimas fueron promovidas por ciudadanos.

    Esta dolorosa desigualdad de trato ante hechos sensibles para la sociedad malagueña ha puesto en evidencia nuestro analfabetismo democrático, y lo que es peor, la cesión a grupos de poder de nuestro único espacio de libertad colectiva, pues es el pueblo por sí solo y sin paternalismos quien debe ser soberano para exigir a gobernantes. ¿Se puede llamar a esto democracia? Sí. Democracia intervenida.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook