El turismo residencial es uno de los principales generadores de sostenibilidad y desarrollo económico y social. Representa un impacto económico de miles de millones de euros al año y fomenta la creación de empleo en otros sectores como la hostelería, el comercio o el sector servicios, siendo el mercado del turismo internacional el que mayor interés muestra a la hora de adquirir una vivienda en la provincia de Málaga para disfrutar de la calidad y el estilo de vida mediterráneo.

TM Grupo Inmobiliario apuesta por Málaga como potencial destino de turismo residencial responsable. Prueba de ello es que desde 2015, la compañía ha adquirido regularmente suelo de calidad para continuar proyectando su modelo de turismo residencial en la provincia. De hecho, en 2024 alcanzará los 160 millones de euros de inversión, con los que sumarán más de 77.000 metros cuadrados de suelo para llevar a cabo varias de las promociones más exclusivas de su porfolio, que se verán reflejadas en un parque de 350 viviendas, concebidas bajo criterios de sostenibilidad y seleccionando materiales de construcción de máxima calidad con el menor impacto en el medioambiente.

Como líder en turismo residencial responsable, conoce bien las necesidades de sus clientes. Por eso, con la eliminación de restricciones de movilidad tras la pandemia y el auge de los nómadas digitales, TM Grupo Inmobiliario ha adaptado las opciones de personalización de sus viviendas, ofreciendo mayor conectividad y posibilidad de crear espacios de teletrabajo que les permitan disfrutar de estancias más prolongadas en la provincia.

Apuesta por la sostenibilidad

Entre sus proyectos más notorios en la Costa del Sol, destaca Atalaya Emotion, un residencial de viviendas unifamiliares en Estepona. Una ubicación estratégica por su proximidad a Atalaya Colegio Internacional, a las ofertas de restauración y servicios en Puerto Banús y Benahavis o a los diez campos de golf disponibles en un radio de cuatro kilómetros, entre otros. Este proyecto, concebido bajo la premisa del máximo respeto al medioambiente, cuenta con más de seis kilómetros de zonas comunes con vegetación autóctona, que requieren de menor consumo hídrico; piscinas climatizadas con placas fotovoltaicas, calefacción por aerotermia y suelo radiante, además de plazas de aparcamiento con preinstalación de punto de carga para vehículos eléctricos.

La aplicación de soluciones sostenibles en sus proyectos para contribuir a la reducción de la huella de carbono y el compromiso con sus grupos de interés ha posicionado a TM Grupo Inmobiliario como una compañía de referencia en el sector que apuesta firmemente por la provincia de Málaga como destino de turismo residencial responsable.