09 de noviembre de 2013
09.11.2013
Sanidad

Matías, el nuevo boticario

Desde que el pasado mes de junio supo que era adjudicatario de una farmacia, la vida de Matías Anguís y de toda su familia ha dado un vuelco total

09.11.2013 | 03:52
Matías, entre su mujer y Javier Moreno, el adjunto de farmacia, inauguró ayer su botica.

La suya ha sido una carrera de fondo que empezó hace tres años con la convocatoria del primer concurso público de oficinas de farmacia de Andalucía y que culminó ayer con la apertura de «su» farmacia, un «proyecto de vida» en el que ha embarcado a toda la familia. Y es que, Matías Anguís Cruz, natural de Jaén, es ya el nuevo farmacéutico de Benahavís y el primero de los 74 nuevos adjudicatarios de una farmacia en la provincia de Málaga que consigue sortear todos los trámites para lograr abrir las puertas de su botica.

El camino ha sido largo y difícil. Con 18 años de experiencia como adjunto de farmacia en el pueblo jiennense de Villanueva del Arzobispo, Matías vio cumplido su sueño el pasado mes de junio cuando le adjudicaron una farmacia, eso sí, en Málaga, provincia que había elegido como tercera opción, por detrás de su tierra y de Granada. Desde entonces su vida ha dado un vuelco. Dejó su trabajo, tiene en venta su piso de Jaén, vive de alquiler en Benahavís y su hija de 16 años ya estudia 1º de Bachillerato en San Pedro Alcántara. Pero su farmacia, en la que la familia ha invertido, aproximadamente, unos 200.000 euros (entre alquiler, obra civil, equipamiento, medicamentos y parafarmacia), es ya una realidad.

Ayer, cuando levantó el cierre de su botica, estaba nervioso, pero a la vez satisfecho, porque la espera y el esfuerzo han merecido la pena. Junto a él, y ya prestos a atender a los primeros clientes, a los que espera fidelizar pronto, se encontraban su mujer, a la que ha contratado como socio colaborador, y Javier Moreno, un adjunto de farmacia «muy apañado» que ha cambiado Sevilla por Málaga y que «habla inglés como un nativo», valor fundamental ya que la nueva farmacia de Matías Anguís está situada en la parte residencial de Benahavís. En esta zona se concentra el grueso de la población de este municipio malagueño, de unos 2.000 habitantes, que cuenta con una colonia importante de británicos, circunstancia que no preocupa al nuevo boticario del pueblo, que ya chapurrea el idioma anglosajón, y que está acostumbrado a saltar obstáculos. El último lo sorteó este mismo miércoles. La Inspección de Salud, tras verificar que todo estaba correcto, levantó acta y le autorizó, por fin, a abrir su botica.

Visto bueno de la Delegación

Desde TSL Consultores, empresa especializada en el sector de oficina de farmacia y que presta asesoramiento a 45 de los nuevos adjudicatarios que hay en la provincia de Málaga, entre ellos Matías, explican que la Inspección de Salud tiene prácticamente copada toda la agenda de lo que queda de noviembre con citas para girar visitas a más de una decena de boticas que esperan el visto bueno de la Delegación para poder abrir al público. Con suerte, para mediados del próximo año la mayoría de los 74 nuevos adjudicatarios verán cumplidos su sueño de ponerse al frente de su propia farmacia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook