La Rosaleda volverá a ser epicentro del fútbol de primer nivel, en este caso al albergar la final de la Copa de S.M. La Reina el próximo 13 de febrero. La RFEF sigue apostando por Andalucía y en concreto por el césped de Martiricos después de que hace cuestión de unas semanas fuese también el estadio escogido para una de las semifinales de la Supercopa. Para la ocasión, la Federación ha llegado a un acuerdo con la Junta de Andalucía, que cuenta también con el respaldo institucional del Ayuntamiento de Málaga y Diputación de Málaga.

El encuentro que se jugará en La Rosaleda se corresponde a la final de la Copa de S.M. La Reina de la temporada anterior, es decir 2019/2020 que tendrían que haber jugado FC Barcelona y EDF Logroño. Esta final se desarrollará sin público en las gradas debido a las circunstancias actuales provocadas por la pandemia del coronavirus y, sobre todo, ante la inminencia del torneo para el que quedan apenas dos semanas. No obstante, todos aquellos que quieran ver cómo la cancha blanquiazul se viste de gala para el fútbol femenino español podrán disfrutar del encuentro en directo por RTVE.

En este mismo acuerdo entre la Junta y la RFEF destaca también la celebración de la final de Copa de los equipos vascos que no pudo jugarse la pasada temporada. El 3 de abril, Real Sociedad de Fútbol y Atlhetic Club se enfrentarán en una final histórica en La Cartuja de Sevill para poner el broche definitivo al curso 2019/2020. 

Según el comunicado recogido en los canales oficiales de la Federación, ambas finales son "una clara apuesta por potenciar el mejor fútbol en todas sus dimensiones y, para lograrlo, se ha contado con la colaboración de las autoridades andaluzas, proactivas en el camino de fomentar la excelencia de este deporte en nuestro país. A pesar de la situación de pandemia, se ha trabajado para lograr la vuelta de las competiciones en las condiciones de seguridad requeridas y la difusión de las mismas a través de las televisiones".

En el caso de la final masculina, cuando se acerque la fecha se realizarán las reuniones pertinentes entre RFEF, Ministerio de Cultura y Deporte, la Junta de Andalucía y los clubes para hablar sobre la conveniencia o no de asistencia de público. Todo dependerá de la evolución de la pandemia, aunque desde el ente federativo aseguran que se hará lo que las autoridades estimen oportuno para actuar con la máxima seguridad para todos.