09 de agosto de 2018
09.08.2018
Litoral

Las playas contarán con 15 torres de vigilancia y megafonía

El litoral del Faro y Cabopino ya tienen la suya y el resto se instalarán a lo largo de este mes

09.08.2018 | 05:00
Dos socorristas vigilan desde la torre de la playa del Faro.

El litoral del municipio contará con 15 torres de vigilancia para garantizar la seguridad de los bañistas, según anunció ayer el concejal de Playas, Manuel Cardeña.

Las playas de Cabopino y El Faro ya cuentan con sus respectivos módulos y el resto se instalarán durante este mes. Diez torres se financian con fondos que proceden de los 1,8 millones de euros que el Ayuntamiento ha abonado en la concesión del mantenimiento de playas, y cinco las adquiere a través de una ayuda en especie que proporciona la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental.

Los módulos sustituirán a las sillas de madera que carecían de los requisitos que demandaban los socorristas de Marbella, municipio que cuenta con un litoral de 27 kilómetros de longitud. «Los socorristas tendrán una mejor visibilidad y mejor perspectiva de vigilancia. El servicio se suma a los Puntos Naranjas de Emergencia que hemos estrenado este año», explicó Cardeña.

Las torres están dotadas de un sistema de megafonía exterior para advertir de posibles contingencias y emitir mensajes como los de apertura y cierre del horario de baño, de prevención o de plan de autoprotección; y un sistema de comunicación interna para avisar a los socorristas de eventuales emergencias. «La megafonía es bidireccional, pero intentamos que sólo afecte a la playa y no al paseo marítimo o viviendas próximas. El mejor salvamento es el que no se produce», explicó el gerente de medios acuáticos y responsable de coordinación del dispositivo de playas, Jesús Sánchez.

Las torres tienen una altura de unos 2,5 metros que garantizan la prevención de riesgos para los socorristas, les dota de una visibilidad por encima de los bañistas y permite a los usuarios de las playas localizarlas con facilidad. Además, estarán señalizadas con banderas para facilitar su identificación y ofrecerán información sobre los posibles factores de riesgo en las playas, especialmente para menores y personas mayores.

El Ayuntamiento habilitará receptores de emergencia para que los usuarios de las playas que carecen de sistemas de vigilancia puedan comunicarse con los puntos de salvamento y socorrismo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook