El consejero de la Presidencia andaluz, Antonio Sanz, advirtió este sábado de que los pactos de Pedro Sánchez con los partidos independentistas catalanes y vascos para su investidura generan «privilegios» entre comunidades, y ha instado a convocar de forma «urgente» la Conferencia de Presidentes. Sanz, que asistió en Antequera a la presentación del Encuentro Autonómico ‘El voluntariado como faros digitales’, señaló que no se pueden «pagar tan caro las facturas del sillón del señor Sánchez», cuando lo que se está «rompiendo» es la Constitución, el principio de igualdad y el principio de separación de poderes.

Aseguró que Andalucía es la más «infrafinanciada de España» y que, si eso no se corrige y se sigue incrementado la financiación autonómica en Cataluña en detrimento de otras comunidades, se verá «seriamente perjudicada» en la ejecución de los presupuestos, en la financiación autonómica y en materia de condonación de deuda, en declaraciones recogidas por la agencia Efe.

Para el consejero, se produce una situación de «desequilibrio y desigualdad», ya el pacto alcanzado con el PNV viene a decir que el País Vasco va a tener derecho al 50 por ciento de la Dependencia financiada por el Estado, «mientras que los demás no llegamos prácticamente al 30», ha apostillado.

Se preguntó también por qué unas comunidades van a ser mejor financiadas en materia de Dependencia y por qué se rompe la caja única de la Seguridad Social, «cediendo» en esta materia pese a que es un principio consolidado en la Constitución.

Sanz considera que los pactos generan privilegios entre autonomías «de primera, de segunda y tercera», al tiempo que subrayó que Andalucía es «tan histórica» como Cataluña o como el País Vasco y tiene por tanto «los mismos derechos».

Ruptura del principio de igualdad

El acuerdo con el independentismo catalán, recalcó, «lamentablemente supone una ruptura muy grave del principio de igualdad, de la separación de poderes y del principio de solidaridad interterritorial», y precisó que ello puede significar más de 50.000 millones de euros en cesiones.

Para el consejero, la situación es «de enorme gravedad» y por ello pidió la convocatoria de la Conferencia de Presidentes de manera «urgente», como ya han hecho la mayoría de comunidades autónomas.

«Es alarmante la imagen que se está dando desde la perspectiva de la inestabilidad de este Gobierno que, según han traslado sus socios independentistas, tanto catalanes como vascos, va ser medido cada día, es decir, que cualquier medida tiene que ser aceptada por el independentismo radical», lamentó Sanz.

Para el consejero, con todo ello se produce un daño irreparable a la economía y al futuro de España, porque la inestabilidad «se paga muy cara» en materia de inversión, al igual que la inseguridad jurídica.