El Centro de Arte Georges Pompidou y el Ayuntamiento de Jersey City, en Estados Unidos, anunciaron este viernes la apertura en 2024 de una sede del museo francés en la ciudad norteamericana, que será la primera en todo el continente americano. Esta expansión sigue la senda iniciada en Málaga con la apertura del Centre Pompidou Málaga en 2015 y a la que siguieron Bruselas y Shanghai.

Tras la apertura de otras extensiones del museo parisino, propietario de la mayor colección de arte contemporáneo de Europa, el Pompidou se abre al continente americano dentro del área metropolitana de Nueva York, pero fuera del foco tradicional de museos de la Gran Manzana. Ha optado por Jersey City, situada frente a Manhattan y con una población de 260.000 habitantes. Huye así del gran polo de atracción cultural y turístico que es Nueva York, pero a la vez donde cuenta con una fuerte competencia.

En una rueda de prensa con el alcalde de Jersey City, Steven M. Fulop, y el Gobernador del estado de Nueva Jersey, Phil Murphy, el presidente del Pompidou, Serge Lasvignes, destacó que esta apertura se incluye en la estrategia de "acercar el museo a la gente" dentro de un panorama de globalización de la cultura. "Nuestra intención es tratar de que nadie tenga nunca miedo de entrar en el Pompidou, al contrario, que tenga ganas de ir", dijo Lasvignes, que explicó que el museo ha enriquecido últimamente su colección, que cuenta ahora con 120.000 obras de todo tipo de disciplinas. Esto hace de él, según recordó, poseedor de una de las dos mayores colecciones de arte moderno del mundo junto al MoMA de Nueva York, su futuro vecino.

La colaboración 100% pública con el Ayuntamiento de Málaga como único interlocutor se mantiene también con Jersey City, tras la exitosa experiencia malagueña.

Todavía no ha trascendido el coste que tendrá este museo, aunque sí que sigue el modelo de colaboración pública implantado en Málaga y que ha demostrado un buen funcionamiento. En este sentido, Málaga se convirtió en el laboratorio del Centre Pompidou de París para estudiar su internacionalización. De hecho, la colaboración 100% pública con el Ayuntamiento de Málaga como único interlocutor -que abona un millón de euros por el uso de la marca y de las colecciones y otro millón por los gastos de transporte- se mantiene también con Jersey City, tras la exitosa experiencia malagueña.

Así, el contrato será por cinco años, prorrogables, con el compromiso de una colección permanente de los fondos del museo parisino y la organización de exposiciones temporales en exclusiva que se van renovando cada seis meses.

Proyecto del Centro Pompidou en Jersey City. OMA

El museo se establecerá en un edificio de ladrillo de 5.400 metros cuadrados construido a principios del siglo XX, donde se encontraba la compañía pública de electricidad y gas. Una estructura que será conservada, como explicó el arquitecto del proyecto, Jason Long. Situado a unos cuatro kilómetros de Manhattan, y a quince minutos en tren, el Pompidou en Jersey City jugará, según dijo Long, "un papel esencial en la transformación de la ciudad", con un marcado pasado industrial y una de las localidades estadounidenses con mayor diversidad étnica. "Somos el estado más diverso de Estados Unidos, y esto es una declaración de intenciones. El vínculo con el Pompidou muestra que nuestra fuerza viene de nuestra diversidad", destacó el gobernador Murphy.

El Centro Pompidou en Jersey City tendrá una colección permanente, presentará exposiciones temporales y ofrecerá también espectáculos y talleres, al igual que el resto de sedes. "Nosotros ofreceremos las obras y las propuestas artísticas, pero necesitamos a nuestros socios para construir un proyecto interesante, no nos ocupamos de la explotación del lugar. No somos una gran empresa con múltiples sedes", insistió Lasvignes.

Interior del edificio que albergará el Pompidou de Jersey City. OMA