La Banda Municipal de Música de Málaga regresa este domingo al auditorio de la Plaza de Armas del Castillo de Gibralfaro para ofrecer el último concierto de la temporada 2020-21.

El programa, que arranca a las 21.00 horas, tendrá dos partes diferenciadas: la primera dedicada al musical, y la segunda, a la música de compositores americanos, han detallado desde el Ayuntamento en una nota.

El género del musical, tan presente en nuestra ciudad a raíz de la inauguración del Teatro del Soho, estará presente en la primera parte del concierto con tres importantes títulos: 'Cats', la mítica composición del británico Andrew Lloyd Weber; 'Chicago', el musical compuesto por John Kander, que tras su éxito en los escenarios saltó a la pantalla en la recordada película de Rob Marshall; y 'Los Miserables', otro título inmortal del género, compuesto por el autor francés Claude-Michel Schönberg.

La segunda parte dedicada casi por completo a Música inspirada en las tierras de América. Comenzará con 'Libertango', recuerdo al compositor argentino Astor Piazzolla, en el centenario de su nacimiento; seguirá con 'Caribbean Concert', la pieza en tres movimientos basada en ritmos caribeños, original de Kees Vlak; la tercera obra será 'Latin Gold', unión de varios temas sudamericanos en un arreglo del norteamericano de origen sudafricano Paul Lavender.

El concierto finalizará con la malagueña que nuestra ciudad inspiró a uno de los más importantes compositores americanos, el cubano Eduardo Lecuona. La entrada será mediante invitación, que podrá reservarse en el enlace https://musicaenelcastillo.eventbrite.es, a partir de este viernes.

Como es habitual en estos conciertos, no se permitirá la subida al Castillo de Gibralfaro en vehículos privados ni el estacionamiento de los mismos en los márgenes de la carretera de acceso al Castillo, por lo que habrá un servicio gratuito de transporte de subida y bajada para el público asistente, mediante autobuses-lanzadera, con salida en el Paseo de Reding, esquina con calle Cervantes, desde las 19.00 a las 20.30 horas y regreso al punto de origen al finalizar el concierto.

Debido a las restricciones derivadas de la pandemia, la Banda Municipal de Música solo pudo ofrecer conciertos con público desde mayo, siendo hasta entonces grabados en diversos lugares, destacando el ciclo 'Música en los Museos' y los conciertos extraordinarios de Navidad y Cuaresma.