Unicaja Baloncesto ha decidido rendir un merecido homenaje a Alfonso Queipo de Llano con la imposición de la Insignia de Oro, la máxima distinción que entrega la entidad y que se realizará en el descanso del partido de la Basketball Champions League ante el Nhizny Novgorod, el próximo 15 de diciembre. Este encuentro será una gran fiesta del baloncesto malagueño que contará con la asistencia de jugadores/as y entrenadores/as de todos los clubes de baloncesto base de nuestra provincia, según ha confirmado hoy mismo la entidad de Los Guindos.

En ese escenario, y ante amigos, compañeros, familiares y la afición malagueña, Alfonso Queipo recibirá un cariñoso homenaje que culminará con la imposición de la Insignia de Oro del club de manos del presidente, Antonio López Nieto.

Alfonso Queipo de Llano es un hombre fundamental en la historia del baloncesto malagueño desde sus inicios. Desde los años 50 fue parte activa de los primeros pasos que desembocaron en la creación de la Sociedad Deportiva Caja de Ronda, germen del actual club. En la década de los 60 y 70 contribuyó, también como protector, al crecimiento de clubes como el Ademar, el CD Málaga, el Centro de Deportes El Palo, el Guadaljaire y, junto a otros históricos del baloncesto malagueño, fue fundamental en convencer a la entidad financiera de iniciar el patrocinio más longevo de Europa. Así se creó el Caja de Ronda, equipo del que Queipo de Llano fue entrenador las tres primeras temporadas y al que siguió vinculado como dirigente hasta 1992.

Como jugador, entrenador o dirigente, ha sido un hombre clave en el desarrollo del club verde y del baloncesto en nuestra ciudad pero también a nivel nacional ya que fue uno de los fundadores de la Asociación de Clubes de Baloncesto (ACB) en 1981 y cuenta en su haber con numerosos reconocimientos y premios a lo largo de su trayectoria. Ahora, sumará a este palmarés, la Insignia de Oro de Unicaja Baloncesto.