La pandemia ha aminorado de forma relevante la proyección de viviendas en Málaga, con un sector seguramente a la espera de que la incertidumbre económica y social se vaya despejando antes de plantear la edificación de nuevas promociones, y que se está centrando en acabar las construciones en curso. La provincia de Málaga ha registrado en el primer trimestre de 2021 un total de 802 viviendas visadas, con un descenso del 32,4% sobre el mismo periodo del año anterior, cuando se contabilizaron 1.187 unidades. La construcción de obra nueva firma así los peores niveles desde 2016, cuando el sector comenzaba a recuperarse de la crisis anterior, según las estadísticas publicadas este lunes por el Colegio Oficial de Arquitectos de Málaga.

El mes con más viviendas proyectadas fue marzo, con 361; seguido de enero, con 234; y febrero, con 207. Los municipios de Mijas y Málaga suman más de la mitad del total de unidades visadas con 252 y 206, respectivamente. Fuengirola, con 65, Marbella, con 58, Benahavís, con 45, y Vélez-Málaga, con 39, aportan el resto de cifras relevantes.

El decano del Colegio de Arquitectos de Málaga, Francisco Sarabia, ha afirmado que el descenso, aunque muy significativo, "ha sido inferior al que se esperaba teniendo en cuenta la crisis que estamos viviendo a causa del coronavirus". Según Sarabia, el sector de la construcción "no ha sido de los más golpeados, a pesar de la paralización de la actividad durante la pasada primavera", por lo que confían en que "sea una situación pasajera y que, con la vacunación masiva y la relajación de las restricciones de movilidad, el mercado regrese a una cierta normalidad".

De enero a marzo de 2021 se tramitaron 191 proyectos con un presupuesto superior a los 118 millones de euros.

El responsable de los arquitectos malagueños ha denunciado también las "importantes demoras" en la concesión de licencias, lo que retrasa la realización de proyectos. "Los arquitectos y los profesionales del sector tenemos muchas dificultades para relacionarnos con los organismos de la provincia que tramitan nuestros expedientes, principalmente en aquellos municipios donde la actividad es mayor. Con el teletrabajo, es prácticamente imposible contactar con los técnicos municipales y agilizar los procedimientos, lo que nos impide continuar con nuestra labor profesional", ha comentado.

En cuanto a los proyectos de viviendas de protección oficial (VPO), de enero a marzo solo se contabilizó un proyecto unifamiliar en Teba, con 10 inmuebles. Sarabia, como viene haciendo en los últimos tiempo, ha lamentado la presencia "anecdótica" de las VPO en el mercado, algo de lo que responsabiliza a los poderes públicos. "Hay que ser muy críticos con las administraciones competentes porque no se gestionan viviendas de protección oficial y el deber del Colegio de Arquitectos es poner de manifiesto las debilidades de nuestro sistema económico y social", ha apuntado.

En relación con las viviendas acabadas en el primer trimestre de 2021, los datos del Colegio de Arquitectos indican que se finalizaron 1.630 viviendas, con un incremento del 8,59% con respeto al ejercicio anterior, cuando se registraron 1.501 unidades. Las cifras de finalización de viviendas son las mejores en más de diez años.

En la provincia de Málaga se culminaron en los tres primeros meses del año un total de 192 proyectos, entre plurifamiliares y unifamiliares, con un presupuesto que rondaba los 193 millones de euros. Los municipios que más unidades acabaron fueron Málaga capital (344), Estepona (251), Fuengirola (215) y Vélez-Málaga (174). Por meses, se terminaron más casas en marzo, con 655; seguidas de las 496 acabadas en febrero y las 479 culminadas de enero.